Lo declaran culpable de matar a joven doctora de un disparo en la cabeza

La doctora Silvia Izaguirre regresaba de visitar a una amiga cuando fue sorprendida por sujetos armados al interior de un autobús el 29 de marzo de 2018.

VER MÁS FOTOS
Evin Adonis Ávila Flores es un de los partícipes de la muerte de la doctora Silvia Izaguirre Antúnez.
Evin Adonis Ávila Flores es un de los partícipes de la muerte de la doctora Silvia Izaguirre Antúnez.

Trujillo, Colón.

La Fiscalía obtuvo fallo de culpabilidad contra el principal responsable de la muerte de la doctora Silvia Vanessa Antúnez, hecho ocurrido el 29 de marzo de 2018 cuando la joven se transportaba en un autobús de la empresa Cotraipbal.

Evin Adonis Ávila Flores fue encontrado culpable por unanimidad de votos del Tribunal de Sentencia de Trujillo, por los delitos de homicidio, otras agresiones sexuales y robo en perjuicio de la doctora Silvia Vanessa Antúnez.

Relacionada: Unah entrega título post mortem de Silvia Izaguirre, estudiante de Medicina asesinada

También fue declarado culpable otro de los involucrados en el asalto, identificado como José Alfredo Ortiz Ramos, alias “Colega”, condenado únicamente por el delito de tenencia ilegal de arma de fuego de uso artesanal.

Fueron absueltos por mayoría e insuficiencia probatoria, Grevin Ernaín Flores Sanabria y David Antonio Murcia Balderramos, quienes eran acusados por robo agravado en su grado de complicidad.

capturado.513(1024x768)
Momento en que fue capturado José Alfredo Ortiz Ramos, otro de los culpables por este hecho.

El día cuando ocurrió todo

Según los hechos probados por el Ministerio Público, Silvia Vanessa murió de un disparo en la cabeza, inferido por Evin Adonis Ávila Flores, cuando se negó a ser violada dentro del autobús en el que viajaba hacia la capital Tegucigalpa, luego de pasar vacaciones con una amiga en la ciudad de Trujillo.

Además: Por GPS de celulares robados caen implicados en crimen de doctora

Según la relación de los hechos, las dos muchachas abordaron un autobús de la empresa Contraipbal en la terminal de Trujillo, rumbo a la capital Tegucigalpa, sin embargo, a la altura de la aldea Marañones se subieron dos individuos, uno vestido de negro con máscara de mono y otro con capucha negra, mientras que un tercero se quedó en la puerta del conductor.

Acto seguido comenzaron a despojar de sus pertenencias a los pasajeros y luego se dirigieron donde estaba la hoy occisa junto a su amiga. Dentro del autobús y con los demás pasajeros de testigos, Evin Adonis obligó a Silvia Vanessa mediante amenazas a practicar actos sexuales, pero cuando la mujer se negó, el atacante le infirió un disparo en la cabeza que le segó la vida.

La Prensa