Más noticias

El BID pide medidas anticíclicas ante el riesgo de recesión en Mesoamérica

El Banco Interamericano de Desarrollo prevé que la desaceleración económica tenga un impacto en el desempleo en la región.

El representante del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) en Honduras, Eduardo Almeida. Foto: EFE
El representante del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) en Honduras, Eduardo Almeida. Foto: EFE

San Pedro Sula, Honduras.

Mesoamérica debe adoptar medidas anticíclicas en los próximos años ante el riesgo de entrar en recesión económica, advirtió este jueves el representante del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) en Honduras, Eduardo Almeida.

"Se espera que en los próximos años se tenga una desaceleración económica en esta región mesoamericana", por lo que los países deben implementar medidas anticíclicas (antirecesión), dijo a Efe Almeida.

El representantes del BID asistió al Primer Encuentro Empresarial Mesoamericano, que fue inaugurado por el presidente hondureño, Juan Orlando Hernández, en San Pedro Sula, donde se celebra la XVII Cumbre del Mecanismo de Diálogo y Concertación de Tuxtla.

Almeida destacó que Honduras ya está implementando un plan "anticíclico" que contempla "acciones para compensar las pérdidas que se pueden tener desde el punto de vista de desaceleración económica".

Señaló además la importancia de movilizar la inversión, tanto pública como privada, para mermar el impacto de la desaceleración económica en la región.

Mesoamérica debe adoptar además algunas "medidas compensatorias", como atraer inversión en el sector infraestructura, turismo y maquila para generar puestos de trabajo y mejorar la productividad, añadió.

El especialista dijo que el Banco Interamericano brinda "cooperación técnica" a los países mesoamericanos para que puedan obtener inversiones privadas, tanto extranjeras como locales, con el fin de reducir la pobreza.

La economía de los países de Mesoamérica "no va a crecer a la misma velocidad que se esperaba o no va a crecer a la misma velocidad que estaba creciendo hace dos años", enfatizó Almeida, quien dijo que el banco multilateral aprobó este año 90 millones de dólares para apoyar a pequeños productores de Honduras a mejorar la productividad y sus ingresos.

El BID prevé que la desaceleración económica tenga un impacto en el desempleo en la región y Almeida cree que la guerra comercial entre Estados Unidos y China supone "una oportunidad" para los países mesoamericanos, especialmente para Honduras.

"Es una oportunidad para nosotros que estamos en Centroamérica de buscar mecanismos para ser más competitivos y buscar más mercados", enfatizó.

Almeida sugiere crear "un pacto" entre el sector público y privado que contribuya a facilitar las inversiones y la generación de empleo y mejorar los ingresos de la población.

Expertos del BID, el Banco Mundial, el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), la Secretaría de Integración Económica Centroamericana (Sieca), el Sistema de la Integración Centroamericana (Sica) y la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) asisten al encuentro empresarial.

El Proyecto Mesoamérica, creado en 2008, contempla trabajos y acciones en el área de transporte, energía, telecomunicaciones y facilitación comercial, e incluye proyectos de salud, gestión de riesgo, medioambiente, vivienda y seguridad alimentaria.