Así asesinaron a Miguelito Carrión y sus guardias en San Pedro Sula

Dos de los sicarios, vestidos con uniformes de la Atic, se dirigieron a la oficina de Miguel Rodríguez Carrión y le dispararon.

VER MÁS FOTOS
El empresario Miguel Rodríguez Carrión, luego de haber llegado en su camioneta con sus guardaespaldas, quedó muerto dentro de una oficina donde fue sorprendido por sicarios vestidos como agentes de la Atic.

San Pedro Sula, Honduras.

Alrededor de las 9:15 am un grupo de sicarios interrumpió el movimiento cotidiano en el centro de San Pedro Sula al acribillar a Miguel Humberto Rodríguez Carrión, tres de sus guardaespaldas, un cliente y a un empleado en un edificio en construcción.

En el tiroteo que duró varios minutos también resultó herido un hombre que andaba haciendo pagos por unos terrenos y está grave en un centro asistencial.

Los atacantes, según la Policía, vestidos con chalecos con las iniciales de la Agencia Técnica de Investigación Criminal (Atic) y vestimenta parecida a la que usan los agentes de esa institución del Ministerio Público, camisas negras y pantalones caqui, llegaron a bordo de dos vehículos al edificio en la 4 avenida, entre 2 y 3 calles, del barrio Guamilito.

El objetivo del grupo de sicarios que se bajaron de un pick up, doble cabina, gris y de una camioneta era Miguel Humberto Rodríguez Carrión, conocido como Miguelito Carrión.

LEA: Asesinos de Miguel Carrión y cinco hombres más llegaron en dos carros y vestidos de policías

El hombre de 47 años, también político, había llegado a ese edificio en construcción donde tenía una oficina de lotificaciones; afuera estaba estacionada su camioneta blanca Toyota Prado, placas HAJ 5196.

Además de la oficina de Carrión, en el edificio funciona una tienda de ropa, y ayer un grupo de albañiles trabajaba en la tercera planta. En el lugar también habían niños que andaban con sus padres haciendo pagos en la lotificadora, de la cual era dueño Miguelito Carrión.

Todo transcurría con tranquilidad hasta que el grupo de hombres armados con fusiles se bajaron de los carros que quedaron con los motores encendidos en medio de la calle y entraron al edificio.

“Les dijeron que se pusieran pecho a tierra a los guardias de Miguel Carrión”, relató a la Policía uno de los testigos.

rr carrion 270221 8(800x600)
El empresario Miguel Rodríguez Carrión, luego de haber llegado en su camioneta con sus guardaespaldas, quedó muerto dentro de una oficina donde fue sorprendido por sicarios vestidos como agentes de la Atic.

Mientras unos de los sicarios les quitaban las armas a los guardias, dos ingresaron a la oficina donde estaba Rodríguez Carrión y sin mediar palabra le dispararon en el pecho.

En ese momento comenzó la balacera que levantó pánico en los alrededores del edificio, pues el grupo de sicarios mataron a otras cinco personas.

Los delincuentes dispararon en contra de tres de los guardaespaldas, un cliente y el empleado del edificio cuando los tenían boca abajo.

“Apuntaron a sus cabezas con los fusiles y desde cierta distancia les dispararon en varias ocasiones”, relató otro de los testigos. La acción de los criminales duró alrededor de 5 minutos, tiempo en el que sembraron el terror en esa zona del centro de San Pedro Sula.

“Escuché los grandes estruendos y creí que eran cohetes, pero cuando vi que la gente corría desesperada, me puse nerviosa, pero no podía dejar mi puesto”, dijo una de las vendedoras que estaba cerca de donde ocurrió la masacre.

rr carrion 270221 02(800x600)
El empresario Miguel Rodríguez Carrión, luego de haber llegado en su camioneta con sus guardaespaldas, quedó muerto dentro de una oficina donde fue sorprendido por sicarios vestidos como agentes de la Atic.

Los cuerpos de cuatro de las víctimas quedaron en un pasillo tendidas en el piso donde los hombres vestidos de agentes de la Atic los obligaron a tirarse.

El cuerpo de Miguelito, dueño de terrenos que lotificaba y luego vendía en varias zonas del valle de Sula, quedó dentro de la oficina. Tres de sus guardias fueron identificados como Luis Fabián Rosales Rosales (de 27 años), Selvin Yamir Midence Martínez (de 46) y Ricardo Daniel Roque Hernández (de 36).

Los delincuentes también mataron a Nixon García Turcios (de 45), cliente que andaba pagando una cuota en la lotificadora de Carrión, y a Nelson Javier Vega Hernández, quien trabajaba en el edificio y era el encargado de aplicar las medidas de bioseguridad en el portón de entrada.

Familiares llegaron llorando y buscando a sus parientes en la escena. Otros familiares de los albañiles que trabajaban en el edificio también los buscaban desesperadamente.

A la escena del crimen llegaron los familiares de Miguelito Carrión, entre ellos sus hijos varones mayores.


Videos

El subcomisario Juan Alexander Sabillón, portavoz de la Policía, indicó que el grupo de delincuentes que andaba con chalecos que decían Atic huyeron en los dos vehículo que están identificados.

YA MiguelCarrion2(800x600)

Indicó que están haciendo seguimiento con los videos de cámaras de seguridad del barrio Gaumlito y alrededor para ubicar el recorrido que hicieron los hechores. Agregó que todos los indicios que se recogieron en la escena servirán para la investigación del caso.

Levantamiento

A las 11:00 am, los equipos de inspecciones oculares de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI) llegaron a la escena al igual que el forense y el fiscal para hacer el reconocimiento de los cadáveres.

El forense en su informe preliminar indicó que Miguel Rodríguez Carrión murió por un trauma torácico abierto debido a los balazos que le infirieron.

Las demás víctimas tenían heridas en sus cabezas.

La Prensa