Más noticias

Parroquia San Vicente de Paúl: apoyemos la semana de la caridad

El padre Vicente Nacher dice que en Honduras hay comida para todos, pero no todos pueden comer, por ello la seguridad alimentaria cobra importancia y es prioridad.

21 de septiembre / 7:00 pm:- Tema: El déficit no es de alimentos, sino de justicia.Expositor: World Visión Honduras.

22 de septiembre / 7:00 pm: - Tema: Sembrando justicia y esperanza en Honduras. Alimentos para todosExpositor: Cepudo.

23 de septiembre / 7:00 pm:- Bingo Virtual

Viernes 24 de septiembre/ 7:00 pm:- Festival Virtual

Domingo 26 de septiembre:- Venta de comida- Misa solemne a San Vicente de Paúl a partir de las 9:00 am.

San Pedro sula. En Honduras, una de cada cuatro personas se levanta cada mañana sin saber si comerá ese día. Esa situación se agudiza con la pandemia y las secuelas de las tormentas Eta y Iota.

Por ello promover la seguridad alimentaria y nutricional es el tema central de la Semana de la Caridad de la parroquia San Vicente de Paúl, que comienza el próximo lunes con una serie de actividades.

Además, es oportuno abordar el tema por la Cumbre de Sistemas Alimentarios que desarrollará la Organización de las Naciones días (ONU) en los próximos días y por los efectos que la pandemia ha provocado en la seguridad alimentaria en todo el mundo.

El padre Vicente Nacher explicó que son muchos los temas que afligen a la gente, todos ellos son importantes y están interrelacionados. Pero hay temas como las adicciones, la violencia de género, la masiva deserción escolar, que casi no acaparan titulares. “Uno de esos temas poco tratados es el de la insuficiencia alimentaria, que en marzo de este año afrontaban 2.9 millones de personas en Honduras”.

El sacerdote detalló que por esa realidad se eligió este tema para la Semana Parroquial de la Caridad: ¿Alimentos para todos? Solo si sembramos justicia y esperanza. Recalcó que justicia y esperanza no significa repartir

bolsas de emergencia, justicia y esperanza, significa mejoras en las vías de transporte de las zonas rurales, acceso a semillas, financiamiento a los pequeños productores, propiedad de la tierra, más fácil distribución y comercialización.

“También en Honduras estamos llamados a proponer un cambio en el estilo de vida, en el uso de los recursos, en los criterios de producción, hasta en el consumo. No basta con producir alimentos, sino que también es importante garantizar que los sistemas alimentarios sean sostenibles y proporcionan dietas saludables y asequibles para todos”. Recalcó que en Honduras hay comida para todos, pero no todos pueden comer.

“Algo falla, y hemos de reconocerlo. Porque solamente con justicia y esperanza, los alimentos alcanzarán a todos”, manifestó.

El padre José Luis López dijo que se llevará a cabo una serie de actividades, entre ellas, una kermés los domingos y un bingo vía Zoom. También pusieron a disposición cuentas de banco y teléfonos donde comunicarse para ayudar.