TEGUCIGALPA. Dirigentes magisteriales denunciaron ayer que 110 millones de dólares del Instituto de Previsión del Magisterio (Inprema) irían a parar al proyecto del aeropuerto Palmerola.

No obstante, este extremo no fue reconocido por las autoridades de Palmerola que no se pronunciaron sobre los fondos, pero sí sobre la posible revisión del contrato de concesión anunciado por la comisión de transición del nuevo gobierno.

Además

1_Hugo Noé Pino dijo que “hay muchas irregularidades en el contrato como las inversiones hechas por el Estado, costo y operatividad. Hay diálogos preliminares con la concesionaria, se va a revisar el contrato y la inversión porque tuvo que haber sido privada, pero el sector público ha puesto la mayor parte”.

2_Palmerola es operado por la división aeropuertos del Grupo Emco junto a un socio alemán, el Aeropuerto de Frankfurt por un mínimo de 35 años.

“Por voluntad propia, públicamente pedí que revisáramos el contrato de Palmerola, pues siempre hago las cosas de forma transparente, pero es evidente que hay una persecución por intereses particulares y no de país. Sin seguridad jurídica nunca habrá inversiones en Honduras”, expresó en sus redes Lenir Pérez, presidente ejecutivo de la División de Aeropuertos del Grupo Emco.“¿Por qué no hablan de revisar contratos leoninos de energía? o ¿Revisar beneficios a azúcar?”, escribió en Twitter.

El polémico tema del drenaje de los fondos salió a relucir luego que Pedro Barquero, integrante de la comisión de transición solicitó al gobierno saliente abstenerse de invertir fondos de pensiones en el proyecto Palmerola.

Por su parte, Hugo Noé Pino, miembro de la comisión de transición, dijo ayer en su cuenta de Twitter que la decisión de los miembros del directorio del Inprema de invertir cerca de 3,000 millones de lempira en Palmerola no parece ser una decisión acertada porque el nuevo gobierno revisará el contrato.

“Es sospechoso que se tome una decisión de esa naturaleza cuando terminan su periodo en menos de tres semanas”, añadió.

Los dirigentes magisteriales expresaron su malestar y señalaron que “están tratando de poner en un negocio como es Palmerola, 110 millones de dólares, estamos hablando de más de 2,800 millones de lempiras”, denunció Daniel Esponda, dirigente del Coprumh. Hasta el momento no hay evidencia de inversión de fondos en el proyecto.