Panamá rebaja precios de la energía para atenuar crisis por coronavirus

Panamá suma 17 nuevos casos en 24 horas y llega a 86 contagios de COVID-19

Pasajeras son vistas usando tapabocas en el Aeropuerto Internacional de Tocumen, este martes, en Ciudad de Panamá (Panamá). EFE/ Carlos Lemos<br/>
Pasajeras son vistas usando tapabocas en el Aeropuerto Internacional de Tocumen, este martes, en Ciudad de Panamá (Panamá). EFE/ Carlos Lemos
/

Panamá.

El Gobierno de Panamá anunció este martes una rebaja del 25 % en el precio del combustible y de un 5 % en la tarifa eléctrica, para atenuar el impacto de las medidas para ralentizar la expansión del coronavirus en su país, que incluyen el cierre de comercios.

En el próximo anuncio de los precios del combustible, que varían cada dos semanas, se espera una rebaja del 25 %, y se ha instruido a la Autoridad de los Servicios (ASEP) para lograr una rebaja del 5 % en la tarifa eléctrica y tratar de que haya una disminución en los costos de los demás servicios públicos, según un comunicado gubernamental.

La nota oficial añade que la estatal "Caja de Ahorros anunciará un aplazamiento de pago por 90 días en capital, intereses y el Fondo Especial de Compensación de Intereses (FECI) a los más de 60.000 créditos, hipotecas y préstamos personales" de la institución.

LEA: Coronavirus causa crisis sin precedentes al sector turismo en Costa Rica

El superintendente de Bancos de Panamá, Amauri Castillo, recordó que el país carece de un banco central, por lo que "lo único que se puede hacer es coordinar con los bancos y apelar a su solidaridad para que, de común acuerdo, flexibilicen las medidas", se modifiquen préstamos sin penalizar a los prestatarios y se llegue a acuerdos con los ciudadanos en el marco de la crisis.

"Con una banca con suficiente capital y liquidez, las modificaciones incluyen a la banca personal y comercial para que se pueda revisar las tasas de intereses y sus plazos. Las negociaciones se harán directamente con cada deudor que esté afectado por una baja de ingresos o cierre de empresas por los efectos de la COVID-19", indica el comunicado del Gobierno panameño.

La rebaja de los servicios públicos, moratoria en el pago de impuestos y renegociación de los plazos e intereses de créditos son algunas de las iniciativas planteadas por representantes del sector comercial y empresarial de Panamá para enfrentar la crisis por el coronavirus.

"Todo lo que sea gastos recurrentes de préstamos, de hipotecas, de luz, todos tenemos que hacer un sacrificio y bajar esto un poco", dijo a Efe Domingo de Obaldía, presidente de la Asociación de Restaurantes y Afines de Panamá (ARAP), al dar cuenta de que las ventas del sector han caído en un 80 %.

Desde que la semana pasada se confirmó el primer caso del coronavirus en Panamá, que ya suma 86 contagios y un fallecido, "la gente no está llegando a los restaurantes", lamentó De Obaldía.

El Gobierno decretó el viernes pasado la emergencia nacional por el coronavirus y, como consecuencia de ello, los supermercados y restaurantes pueden atender a sus clientes pero con las medidas de higiene recomendadas y evitando tumultos.

En los últimos días se ordenó en Panamá el cierre temporal de locales de ocio, se prohibió la entrada al país de extranjeros, se suspendieron los vuelos procedentes de Europa y Asia, así como las clases, los eventos deportivos y culturales y todos aquellos que involucren aglomeraciones de personas. EFE

La Prensa