Más noticias

"Me quitaron la mitad de mi vida": esposo de hondureña que murió con su hijo en el río Bravo

Elmer Córdova lamentó lo sucedido con su pareja sentimental y su pequeño hijo de dos años.

Elmer Córdova y su esposa Idalia Herrera.
Elmer Córdova y su esposa Idalia Herrera.

Texas, Estados Unidos

El esposo de la hondureña que se ahogó junto a su hijo en el río Bravo dijo que lo sucedido es "como si me hubieran quitado la mitad de mi vida”.

Elmer Córdova, pareja sentimenta de Idalia Herrera, y padre de Iker de dos años de edad, contó que lo último que le dijo su esposa antes de su fallecimiento fue que sino contestaba el celular, era porque su pequeño vástago iba viendo videos.

Idalia Yamileth Herrera Hernández, de 26 años, y su pequeño, originarios del sureño departamento de Valle, "fueron arrastrados por la corriente del río Bravo en Texas mientras trataban de cruzar la frontera", indicó la cancillería hondureña en un comunicado.

“A ella la agarró Inmigración”, explicó Elmer Córdova a Telemundo Noticias en una videoconferencia.

El hondureño pudo cruzar por el área de Río Grande, en Texas, junto a sus dos niñas de 7 y 5 años, pero a su pareja y su otro hijo les deportaron de vuelta a México.

La vicecanciller, Nelly Jerez, dijo que Herrera había logrado ingresar hace unos meses a Estados Unidos, donde fue detenida y remitida a Matamoros, México, para hacer su solicitud de asilo. Pero en lugar de esperar la respuesta, decidió cruzar por su cuenta.

Córdova dijo que la mandó a traer "porque las niñas empezaban la escuela y uno solo de hombre es complicado en este país”.

En su último mensaje le dijo a su esposo que tenía miedo cruzar el río.

Hondureña y niño.1(800x600)
La madre migrante y su pequeño hijo murieron ahogados.

Búsqueda de hondureña

El portavoz de la CBP explicó que el pasado 11 de septiembre "agentes de la Patrulla Fronteriza asignados a la estación de Del Río recibieron información sobre un posible ahogamiento en río Grande (río Bravo)".

Según el portavoz, se activó una "búsqueda intensiva" realizada en helicóptero por un equipo de operaciones aéreas y marinas de la CBP en un área próxima al riachuelo San Felipe.

Agentes de Marina de la Patrulla Fronteriza que se desplazaban en bote lograron rescatar los cuerpos y notificaron a las autoridades locales, quienes tomaron custodia de estos, agregó la información.