Siete personas han muerto en Honduras durante el asueto de la Semana Santa

Las autoridades hondureñas no han informado sobre cuántos homicidios ha habido en esta Semana Santa.

/

Tegucigalpa, Honduras.

Al menos siete personas han muerto en Honduras, la mayoría ahogadas, en lo que va de las vacaciones de Semana Santa, informó este sábado el director de la estatal Comisión Permanente de Contingencias (Copeco), Max González.

"Lamentamos la muerte de seis personas por ahogamiento y una en un accidente vial en el marco del feriado de la Semana Santa", indicó el funcionario.

Carlos Alfredo Vargas, de 23 años, falleció el viernes ahogado en una playa de Tela, en el Caribe hondureño, según el Cuerpo de Bomberos de Honduras.

Señaló que Jahir Cortés, de 17 años, murió también ahogado en una quebrada del sector de la aldea El Durazno, al norte de Tegucigalpa, la capital del país.

LEA: Madre hondureña da a luz a gemelos en carretera con ayuda de policías

Mientras que Erick Sosa y Juan Álvarez, de 32 y 24 años, se ahogaron el miércoles en el río Coco, en San Marco de Colón, departamento de Choluteca, sur del país.

Estos cuatro fallecimientos se suman a las otras dos muertes por ahogamiento y una en accidentes de tránsito registradas desde el 28 de marzo, según información de la Copeco, los bomberos y la Policía Nacional.

Las autoridades hondureñas no han informado sobre cuántos homicidios ha habido en esta Semana Santa.

Las playas y diferentes centros turísticos de Honduras han lucido abarrotados esta semana, pese a que las autoridades sanitarias recomendaron a la población permanecer en casa, para evitar una tercera ola de contagios de coronavirus.

Médicos que están en primera línea de la enfermedad han lamentado y cuestionado que la población se ha olvidado esta Semana Santa de la sana distancia y del uso del cubrebocas.

El director del organismo de protección civil instó a la población que hoy comenzará a retornar a sus casas que conduzcan con precaución y no olviden los protocolos de bioseguridad establecidos por las autoridades para frenar la propagación de la covid-19.

"Hemos visto mucha renuencia en cuanto al cumplimiento de las medidas para prevenir el coronavirus, ha sido difícil; Sin embargo, seguimos haciendo el llamado para que la población sienta ese compromiso", subrayó González.

Alrededor de 30.000 personas, entre policías, militares, bomberos, socorristas de la Cruz Roja y Cruz Verde, resguardan la seguridad de las personas a nivel nacional en esta Semana Santa.

La Prensa