Detienen a directora de colegio en Santa Bárbara

Un contingente policial llegó hasta el Instituto Departamental La Independencia y detuvo a la profesora Cenia Herrera y su esposo sin especificar los motivos.

Agentes policiales llegaron hasta el centro educativo con una orden de detención en contra de la profesora y máxima autoridad del instituto.
Agentes policiales llegaron hasta el centro educativo con una orden de detención en contra de la profesora y máxima autoridad del instituto.

Santa Bárbara, Honduras.

Agentes de Policía Nacional detuvieron este miércoles a la directora del Instituto Departamental La Independencia y a su esposo en la ciudad de Santa Bárbara.

Puede leer: Detienen a reconocido comunicador acusado de varios delitos en Danlí

Un contingente de varias patrullas policiales junto se dirigió hasta las instalaciones del centro educativo, en las que se encontraba Cenia Herrera, directora de este, junto a su esposo y otros docentes.

directora- 2(1024x768)
El esposo de la docente Cenia Herrera es detenido en la operación policial y posteriormente trasladado a una unidad policial de la ciudad santabarbarense.

Entre confusión, por la presencia de pobladores de la zona, los agentes de Policía Nacional, junto a elementos de la Agencia Técnica de Investigación (ATIC), trasladaron a los detenidos en patrullas policiales. Los presuntos delitos por los que se capturó a la profesional de la educación aún son indeterminados.

Lea aquí: Estudiante de Derecho desaparece cuando trabajaba como taxista en La Ceiba

"No entiendo qué está pasando", declaró, entre lágrimas, Cenia Herrera, al ser cuestionada por medios de comunicación cuando estaba en una de las patrullas del ente policial de la cabecera departamental.

directora-3(1024x768)
Elementos de ATIC resguardan a la detenida esta mañana en el Instituto Departamental La Independencia, el más popular de la ciudad de Santa Bárbara.

El Instituto Departamental La Independencia es el más concurrido del departamento occidental y el más representativo de la ciudad.

La Prensa