Reino Unido.

Este viernes una publicación internacional causó revuelo al revelar lo que habría sido la causa de fallecimiento de la reina Isabel II, quien dejó la vida terrenal el pasado 8 de septiembre.

Y es que publicó un fragmento del libro ‘Elizabeth: An Intimate Portrait’, del escritor Gyles Brandreth, en el que se habla de un supuesto cáncer que aquejó a la monarca.

Regístrate y sé parte de la comunidad más grande de LA PRENSA

Según el libro, la reina pasó sus últimos meses enferma, razón por la que estaba experimentando evidentes cambios físicos. “Había oído que la reina tenía una forma de mieloma, cáncer de médula ósea, lo que explicaría su cansancio y pérdida de peso y esos ‘problemas de movilidad’”, dice una parte del texto publicado.

Contrario a lo que se dijo desde el Palacio de Buckingham entorno a la causa de su deceso, la reina Isabel II no falleció por vejez sino por esta enfermedad que es común entre la gente de la tercera etapa de la vida.

Puede leer: Sobredosis de cocaína empeoró la salud de Andrés García

“El síntoma más común del mieloma es el dolor óseo, especialmente en la pelvis y la parte baja de la espalda, y el mieloma múltiple es una enfermedad que suele afectar a los ancianos”, menciona Brandreth.

Entre otras cosas, el libro, cuya publicación está planificada para el próximo 8 de diciembre, también aborda temas como su matrimonio con Felipe, los escándalos que rodearon a su hijo Andrew y la grabación que logró con el Oso Paddington cuando llegó al Jubileo de Platino.