15/06/2024
07:13 AM

Policía Militar mata a hombre por no detenerse en retén en Choloma

  • 20 mayo 2024 /

Ricardo Alberto Umaña Gómez viajaba con su esposa y su hijo de 10 años cuando los militares le hicieron señal de parada. La familia dice que le fallaron los frenos y por eso no se pudo detener. La DPI ya investiga el caso.

Choloma, Honduras

Un hombre perdió la vida la tarde del domingo 19 de mayo luego de que elementos de la Policía Militar le dispararan al no detenerse cuando le hicieron parada en un retén que realizaban en el cruce que lleva al sector de Bajos de Choloma, en ese municipio del departamento de Cortés, zona norte de Honduras.

El infortunado fue identificado como Ricardo Alberto Umaña Gómez (de 37 años), residente en la colonia San Carlos de Choloma y quien murió al recibir un balazo en la parte posterior del cuello.

Sicarios ingresan a vivienda y matan a dos hombres en Choloma

Guillermo Umaña, hermano del ahora occiso, dijo a La PRENSA que esa tarde del domingo estaba toda la familia reunida ya que celebraban el cumpleaños de su madre.

Fue a eso de las 4:30 pm que su hermano, junto a su esposa y su hijo, decidió partir para su casa y cuando llegaron al cruce que lleva a los Bajos de Choloma se encontraron con los militares que realizaban el retén.

“A mi hermano le fallaron los frenos”

“En ese lugar no había conos ni nada que debe haber en un retén, no había nada y ahora no se sabe si son de verdad policías. Pero mi hermano no se detuvo, no porque no haya querido, sino porque los frenos le andaban fallando”.

Él se fue de paso y por eso le dispararon los militares. Ellos tuvieron que darle persecución, no dispararle a bala viva”, relató Guillermo Umaña.

“Mi cuñada dice que al menos les hicieron 14 disparos, pero el carro solo recibió dos y uno de ellos impactó en el cuello de mi hermano. Cómo pudo mi cuñada tomó el timón del carro y por eso se fueron a la orilla de la calle. Ahí se dieron cuenta de que mi hermano estaba herido”, dijo.

Ricardo Alberto fue llevado enseguida al hospital Mario Rivas en la paila de la patrulla de los militares a cargo del retén, pero desafortunadamente murió minutos después.

Guillermo contó que el hijo de su hermano se descontroló al ver a su padre herido y que lo que vivió lo ha dejado traumatizado.

“El niño está mal psicológicamente porque el iba atrás de mi hermano y cuando le pegaron el disparo, la sangre le cayó al niño y él le decía a los policías que habían matado a su papá”.

DPI investiga el hecho que involucra militares

Respecto al avance de las investigaciones que realizan las autoridades policiales, Guillermo Umaña contó que solo saben que ocho policías militares están requeridos.

César Ruiz, jefe de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI), señaló a La PRENSA que el proceso de investigación ya está en curso y como primeras medidas se han requerido varias armas de fuego que eran usadas por los militares que participaban en el retén ese día en Choloma.

Hay 11 amas de fuego, entre estas seis fusiles y cinco pistolas que van a ser mandadas a balística y una vez que tengamos los resultados de la autopsia se hará la comparación balística y se determinará qué militar fue quien disparó”, dijo Ruiz.

El jefe policial aseguró que sí hubo un mal preceder por parte de los militares.

“Lo indicado era hacer la persecución y detenerlo, ese es el entrenamiento policial. Al tener varios años de estar al lado del trabajo policial, tendrían que aplicar el mismo proceder”, manifestó Ruiz al tiempo de asegurar que una vez se identifique al responsable se procederá y se remitirá a la Fiscalía.

Caen tres mujeres con indumentaria militar en La Ceiba

La familia pide justicia

Don Ricardo Umaña, padre del infortunado hombre, dijo que solo espera que las autoridades hagan justicia y que los responsables paguen por el crimen de su hijo.

“Le pido al ministro de Seguridad que me ayude, él me conoce, necesito que se haga justicia porque mi hijo no era un delincuente.

Él trabajaba como conductor de equipo pesado desde hace 15 años, era un excelente hijo, padre y una buena persona.

Me duele, solo pido que se haga justicia y que la muerte de mi hijo no quede impune. Además atentaron contra la vida de mi nieto y de mi nuera”, dijo entre lágrimas.