30/05/2024
12:30 AM

Sin atención la sala de emergencia del hospital Mario Rivas

Solo practicantes están en servicio. El plantón de médicos y enfermeras continúa.

San Pedro Sula, Honduras.

El área de emergencia de cirugía del hospital Mario Catarino Rivas es atendida únicamente por practicantes debido a que al menos 30 empleados, entre médicos y enfermas, fueron suspendidos la semana pasada durante ocho días sin goce de sueldo.

Marcial Zúniga, cirujano del centro asistencial, dijo que desde el viernes pasado no ha habido cobertura de esta sala porque los profesionales que la cubren han sido sancionados.

Se notificó el lunes pasado al personal del hospital Mario Rivas sobre las resoluciones del caso de Luis Alonso Caballero, quien murió de una infección y con gusanos en el cuerpo mientras estaba hospitalizado en ese centro.

El fallo implicó el despido de dos trabajadoras sociales, un médico general y siete enfermeras, además de las sanciones contra los 30 empleados.

Zúniga opinó que las autoridades debían prever los efectos negativos de la suspensión del personal porque se descuidaron las zonas críticas. “En este momento, en emergencia no hay médicos generales ni especialistas en cirugía, y esa es el área más crítica. No es que se nieguen a presentarse, es que están suspendidos y cumpliendo su castigo”, explicó. Tres pacientes esperaban ayer por la mañana ser intervenidos quirúrgicamente y otros se hallaban graves. El cirujano agregó que la situación actual no es más que la evidencia de un sistema sanitario colapsado, al que las autoridades no le prestan atención. Desde que se realizaron las audiencias de cargo y se emitieron las resoluciones, hubo acciones de algunos médicos y enfermeras están en desacuerdo y por ello llevan a cabo un plantón desde el martes de la semana pasada. Otra área afectada es la consulta externa.

Los pacientes y familiares declaran que son los principales afectados por los conflictos en la red de salud. Una mujer -que pidió omitir su nombre- estaba afuera de la sala de emergencia esperando a un familiar que había ingresado hacía dos días tras un accidente vial, pero hasta ayer lo iban a atender.

Los empleados seguirán este día el plantón y ejecutarán otras medidas para que las autoridades reviertan las sanciones.