18/04/2024
07:35 PM

La Policía halla decenas de inmigrantes hacinados en un sótano de Nueva York

  • 29 febrero 2024 /

Es el segundo hallazgo de este tipo que realizan las autoridades en medio de la crisis migratoria en la ciudad.

Nueva York, Estados Unidos.

Las autoridades de Nueva York encontraron el miércoles a decenas de inmigrantes hacinados en el sótano de una tienda en el condado del Bronx, el segundo hallazgo de este tipo en los últimos días.

Según la cadena local de NBC en Nueva York, los agentes encontraron 34 camas en el primer piso de un local comercial y 11 en el sótano, donde también encontraron bicicletas eléctricas (como las que suelen usar los repartidores de comida), calentadores y cocinas.

La Policía ordenó a los inquilinos abandonar el lugar por las malas condiciones en el refugio improvisado, donde no había ventilación ni luz natural.

Según un vecino citado por NBC, no era ningún secreto que el local estaba siendo utilizado como vivienda por los inmigrantes, que pagaban entre 300 y 600 dólares al mes por el alojamiento.

Mexicano se declara culpable en caso de tráfico de migrantes que dejó 53 muertos en EEUU

El lunes, las autoridades encontraron a 87 personas viviendo en un sótano en el condado de Queens, que después fueron transportadas a un refugio para inmigrantes de la ciudad.

Nueva York se enfrenta desde hace casi ya dos años a una crisis de asilo por la gran cantidad de personas que llegan cada día, la mayoría desde la frontera sur, donde el Gobierno republicano de Texas fleta autobuses para transportar inmigrantes a ciudades gobernadas por los demócratas como mecanismo de presión política.

Una ley neoyorquina del siglo pasado obliga a las autoridades a dar cobijo a todos los que lo soliciten, lo que ha obligado a la Alcaldía a abrir numerosos centros y hasta carpas gigantes para alojar a estas personas en diferentes lugares de la ciudad, mientras el alcalde, Eric Adams, advierte de que la ciudad se está quedando sin recursos y ha comenzado a aplicar recortes en varios servicios públicos. EFE