Tegucigalpa. En los próximos días, el Congreso Nacional discutirá el dictamen de la Ley contra el Nepotismo y la prohibición de nombramientos y contratación de personal en el sector público en el caso de parentesco con altos funcionarios de la administración gubernamental.

El proyecto de decreto contiene 14 artículos a fin de transparentar los nombramientos y contrataciones en las instituciones públicas por parentesco, si no hacerlos con base en la idoneidad y la capacidad.

La normativa fue presentada por el diputado del Partido Liberal Mauricio Villeda hace más de seis meses al inicio de la legislatura.

“Este jueves será presentado el dictamen de la ley, fue aprobado por unanimidad por los miembros de la comisión. Esta ley vendrá a acompañar el código de ética de los funcionarios públicos, la ley fue estructurada de tal forma que ya enumera cuáles son las instituciones en las cuales surtirá efecto, es decir en los tres poderes del Estado”, enfatizó el diputado Carlos Umaña, presidente de la comisión.

Sépalo

En los últimos meses, los diputados oficialistas Jari Dixon, Fabricio Sandoval y Edgardo Castro han sido cuestionados por nombramientos de sus familiares en el Gobierno por parentesco.

El parlamentario dijo que dentro de la ley no se le quitará el derecho a participar en concursos a ningún ciudadano, pese a su grado de parentesco con algún funcionario público, ya que los nombramientos en esa modalidad se hacen con base en el conocimiento y idoneidad al cargo.

No obstante, Umaña explicó que “en la ley se establece que hay un fin de contrato, entonces una vez vigente la ley no podrá volver a ser contratado. La ley fue ampliamente consensuada con la comisión multipartidaria para completar el dictamen. Esta es una ley delicada no puede ser aprobada a matacaballo”.