Reapertura activa más de 1.6 millones de empleos en Honduras

Representantes de la Mesa Multisectorial ratifican respaldo a la reapertura ordenada, gradual y progresiva del país.

Honduras comenzó este lunes una reapertura gradual de varios sectores económicos autorizados por el Gobierno como medida de contingencia ante la crisis por la pandemia del nuevo coronavirus SARS-CoV-2.
Honduras comenzó este lunes una reapertura gradual de varios sectores económicos autorizados por el Gobierno como medida de contingencia ante la crisis por la pandemia del nuevo coronavirus SARS-CoV-2.

Tegucigalpa, Honduras.

La Mesa Multisectorial representada por al menos 30 organizaciones de la sociedad civil y el Gobierno ratificaron ayer su acompañamiento a la reapertura económica ordenada, gradual y progresiva de Honduras, que en su primer día reportó la reactivación de al menos 1.6 millones de empleos a nivel nacional.

Asimismo, los representantes de dichas organizaciones acuerparon la creación de la comisión fiscalizadora responsable de asegurar el cumplimiento de las guías y protocolos de bioseguridad aprobados por la Secretaría de Trabajo en todos los centros de empleo en el territorio nacional y que tendrá la facultad de aplicar sanciones en términos de riesgo inminente y cierres establecidos en el régimen operativo de esta comisión.

LEA: Multas de L11,000 y decomiso de carros tipo pick-up a quienes trasladen pasajeros

Además, avalaron el funcionamiento de la Comisión Nacional de Vigilancia que contará con el apoyo técnico de la Unidad de Vigilancia de la Secretaría de Salud y de la Unidad de Epidemiología del Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (Sinager), para dar seguimiento al comportamiento de la pandemia y de la Reapertura económica y social.

La comisión cuenta con facultades para dejar en suspenso las actividades económicas a nivel de cada municipio del país, en el caso de identificarse incumplimientos que estén derivando en mayores niveles de contagio que desborden las proyecciones esperadas y se constituyan en un riesgo mayor para los ciudadanos en cada término municipal.

110,000
Millones de lempiras ha
sido el impacto de la pandemia del Covid-19 en las empresas del país, según presidente del Cohep

En conferencia de prensa, los miembros de la Mesa indicaron que antes de la reapertura se cercioraron de que los hospitales estuvieran suficientemente abastecidos, que el personal de Salud tuviese sus equipos de bioseguridad y que existen suficientes tratamientos para los pacientes len estado grave o crítico.

La Mesa Multisectorial instó a la Secretaría de Seguridad a realizar la más estricta vigilancia de la circulación de personas en el país y al cumplimiento de las medidas de bioseguridad.

zc-mesa-090620 (1)(800x600)
Los miembros de la Mesa Multisectorial comparecieron para reafirmar su respaldo a la apertura.

Reactivación del empleo

Juan Carlos Sikaffy, presidente del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), destacó que la reapertura ha permitido reactivar al menos 1.6 millones de empleos a nivel nacional solo el día de ayer, de los 4.2 millones que componen la Población Económicamente Activa (PEA).

Dijo que las pérdidas en la economía rondan los 110,000 millones de lempiras, que es el 16% del producto interno bruto (PIB). Sikaffy destacó que solo en la zona tres que componen San Pedro Sula y Tegucigalpa, alrededor de 290,000 personas han recuperado sus empleos, producto de la reanudación gradual que se está llevando a cabo.

400,000
empleos estaban en riesgo
a nivel nacional, si no se reactivaba la economía.

Dijo que las empresas se han preparado de antemano con las medidas de protección y hasta el viernes el 83% de los negocios habían cumplido con los tratamientos de bioseguridad.

Marco Tulio Medina, representante de la Universidad Nacional, destacó el papel de la comisión fiscalizadora para evaluar si todas las medidas ordenadas se están cumpliendo y de esa forma garantizar una veeduría con evaluación técnica. “Nuestro país está entre la espada y la pared, por un lado tenemos el grave problema de la seguridad alimentaria y el riesgo de hambruna, por otro tenemos el COVID-19 que sabemos que va en una forma ascendente”, dijo.

La Prensa