Se suspenden las visitas en cárceles de Honduras por coronavirus

El Instituto Nacional Penitenciario dijo adoptar esta medidas para evitar la propagación de coronavirus.

Imagen de referencia de prisiones hondureñas.
Imagen de referencia de prisiones hondureñas.

Tegucigalpa, Honduras.

El Instituto Nacional Penitenciario (INP) informó este viernes que ante la emergencia sanitaria que atraviesa el país por la pandemia del coronavirus, y acatando las recomendaciones brindadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS), se suspenden las visitas de manera temporal.

"En apego a las facultades legales del Instituto Nacional Penitenciario en los artículos 288 y 299 del Reglamento General de Ley del Sistema Nacional Penitenciario, y así evitar la propagación del COVID- 19, se suspenden las visitas hasta nuevo aviso en todos los centros penitenciarios a nivel nacional", cita textualmente el comunicado.

"La persona humana es el fin supremo de la sociedad y el Estado en estricto apego al respeto de los derechos humanos y garantías de la persona privada de libertad, el Instituto Nacional Penitenciario tomará todas las medidas recomendadas para evitar que la población penitenciaria sea alcanzada por esta pandemia", agrega.

Protocolos de prevención en las cárceles

El INP detalla que desde el conocimiento público del brote COVID-19, las autoridades a través de su unidad médica coordinaron con la Secretaría de Salud la elaboración de un protocolo sobre prevención, manejo y seguimiento, el cual ha sido adaptado al sistema nacional carcelario.

prisiones 1(1024x768)
Las autoridades no informaron sobre el tiempo exacto en que estará activa esta medida.

Por otro lado, aseguraron que se han impartido charlas ilustrativas sobre la prevención, manejo y seguimiento del COVID-19 a personas privadas de libertad, personal operativo y administrativo.

Lea además: Salud espera resultados de 14 personas con sospechas de COVID-19

Para prevenir cualquier tipo de contagio, se dotó de mascarillas a todos los centros penitenciarios y así sean utilizadas por las personas privadas de libertad y personal de seguridad al momento de trasladarse a citas médicas o audiencias judiciales.

El Instituto Nacional Penitenciario enfatizó que se dará especial protección a las personas privadas de libertad de la tercera edad y los que padecen de enfermedades crónicas, a su vez, reiteraron el llamado a la población a seguir las recomendaciones preventivas realizadas por la Secretaría de Salud y demás instituciones que integran el Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (Sinager).

La Prensa