Zaragoza, España.

El bajista del grupo musical español Héroes del Silencio, Joaquín Cardiel, dijo que la banda, 25 años después de su disolución, sigue despertando 'pasiones' e incluso incorporando nuevos fans, algunos de ellos 'quinceañeros'.

'Cuando empezamos en la música, nuestro planteamiento era permanecer en el tiempo con nuestras canciones y yo creo que lo hemos llegado a conseguir', confesó Cardiel en declaraciones a Efe durante la firma del libro 'Héroes de leyenda', junto a su autor, su hermano Antonio, en la librería Central de Zaragoza (noreste español).

Con motivo del Día del Libro y un día después del estreno del documental 'Héroes: Silencio y rock & roll' en Netflix, los hermanos Cardiel se reencontraron hoy con los seguidores del grupo que querían llevarse firmado este libro sobre la historia del grupo, publicado recientemente por la editorial Plaza y Janés.

'El éxito de Héroes del Silencio no se entiende sin sus seguidores y no se entiende la vida de sus seguidores sin la música de Héroes', explicó el autor del libro.

Inquietudes

La obra se remonta al momento en que los artistas 'son unos chavales de quince años con inquietudes musicales, que empiezan a mirar las guitarras de los escaparates con deseo más que con posibilidades de comprobarlas'. Y termina con la disolución del grupo en 1996, añadiendo su vuelta en 2007.

Los miembros de la banda Juan Valdivia, Joaquín Cardiel y Pedro Andreu mantuvieron más de 120 horas de conversación con el autor, mientras que Enrique Bunbury rehusó, aunque proporcionó 'abundante' documentación.

De esta manera, la obra repasa un amplio abanico de asuntos, como la composición, grabación e interpretación de las canciones, la relación con la crítica y los seguidores, las relaciones personales o la 'rockerización progresiva' de Héroes, 25 años después.

'Fueron años muy divertidos, nos lo pasábamos muy bien y es una gozada recordar todo aquello', concluyó el músico.