TEMAS DESTACADOS:

Tegucigalpa, Honduras.

El incremento al salario mínimo que entrará en vigor a partir del primero de enero de 2016 está dentro de los parámetros negociados en 2014, manifestaron representantes de los obreros.

El ajuste, que fue negociado en 2014, se apega a los índices emitidos por el Banco Central de Honduras (BCH), en este caso la inflación, explicó José Luis Baquedano, secretario de la Confederación Unitaria de Trabajadores de Honduras (Cuth).

“Negociamos la inflación hasta un 8% y el Banco Central hasta el momento no registra ni un 3%”, detalló.

Sin embargo, dijo que preocupa a los obreros que el mencionado indicador sea menor de 4% y la empresa privada vaya a pedir una revisión del acuerdo.

Se estableció como salvaguarda que en caso de que la inflación interanual fuera superior al 8% o inferior a 4%, los sectores revisarían la tabla de salarios, a la alza y a la baja, respectivamente.

Baquedano dijo que en caso de alguna revisión a la baja no depende de las centrales obreras, sino de los datos que emita el BCH al cierre del año. No obstante, según el Programa Monetario 2015-2016 la meta de inflación para este año está proyectada en 4.75% y hasta noviembre se registró 2.10%.

Valores

El aumento para los trabajadores del sector privado del país oscila entre 5.5% y 8%, según la actividad económica y la cantidad de empleados de cada empresa.

Las empresas con uno a 50 empleados aumentarán 5.5%; de 51 a 150 un 6.5% y para las de 151 obreros en adelante el ajuste es de 8%.

Estos aumentos al salario mínimo están comprendidos en valores monetarios entre L296.20 y L710.58 el más alto.

El salario mínimo promedio será de L8,388.15 mensuales, equivalente a L503.07.

El más elevado lo devengarán quienes laboran para empresas con 151 empleados en adelante y los más bajos lo recibirán en las de 1 a 10 trabajadores en el sector de agricultura y pesca.