Más noticias

San Pedro Sula: Oabi realiza inspección en la casa de Ada Muñoz

Las autoridades libran orden de captura contra Ada Muñoz, jefa de Ingresos de la alcaldía de San Pedro Sula.

San Pedro Sula, Honduras

Personal de la Oficina Administradora de Bienes Incautados (Oabi) llegó esta mañana a la vivienda de la jefa de la Oficina de Control de Ingresos de la Municipalidad de San Pedro Sula, Ada Muñoz, ubicada en la 7 avenida 12 y 13 calles del barrio Barandillas a realizar un inventario de lo que hay en el inmueble.

San Pedro Sula, Honduras.

El Juzgado libró la noche de este jueves orden de captura contra la jefa de la oficina de Control de Ingresos de la Municipalidad de San Pedro Sula, Ada Muñoz, luego de que el Ministerio Público presentara requerimiento fiscal en su contra.

Muñoz es investigada a raíz de la intervención del Ministerio Público el miércoles en la Alcaldía sampedrana, donde encontró una serie de irregularidades.

La Fiscalía contra la Corrupción presentó acusación formal contra Ada Esperanza Muñoz Torres por malversación de caudales públicos, abuso de autoridad y defraudación fiscal.

Dicho requerimiento fue presentado por los fiscales en el Juzgado de turno de la capital industrial, donde, además de pedir su captura, se emitió alerta migratoria.

“En el requerimiento que se presentó se establece una serie de situaciones que ella -Ada Muñoz-, por el cargo que ostentaba, estaba en facultad de captar los ingresos que percibía la Municipalidad por los impuestos y tributos. Ella lógicamente no lo hizo y sí cabe el término de que ella degeneró la captación de ingresos. Por el control que tenía en esta oficina hizo y deshizo, perjudicando la administración pública, y en este caso la Municipalidad sampedrana”, aseguró Elvis Guzmán, portavoz regional del Ministerio Público.

“El requerimiento está enfocado en los delitos de malversación de caudales públicos y defraudación fiscal porque ella, aparte de captar fondos que iban directamente a las arcas municipales, recibió (dinero) y tampoco pagó impuestos al Estado de Honduras y, por ello, el requerimiento es por abuso de autoridad, malversación de caudales públicos y defraudación fiscal con orden de captura y alerta migratoria”.

Las autoridades aún no conocen el paradero de la funcionaria municipal, quien lleva laborando en la alcaldía más de 30 años, devengando un salario de más de 90 mil lempiras al mes.

Guzmán señaló que Muñoz no pagó por el dinero que supuestamente recibió de impuestos, que la Municipalidad debió recibir, y que se habría quedado con dichos fondos.

El portavoz explicó que hasta el momento no se ha comprobado el supuesto enriquecimiento ilícito de la funcionaria municipal, ya que primeramente se solicitará al Tribunal Superior de Cuentas (TSC) que abra una auditoría contra Muñoz y contra otros empleados de la comuna para establecer si los bienes que poseen son compatibles con el salario que devengan o venían devengando.

En caso de que el informe del TSC revele que poseen bienes cuantiosos, la Fiscalía podrá presentar contra Muñoz y otros empleados municipales requerimiento por enriquecimiento ilícito.

“Se va a solicitar que se efectúe una auditoría para que se detallen todos los bienes que tiene la ahora imputada y cómo los obtuvo.

Además se solicitará colaboración a las alcaldías aledañas a San Pedro Sula para que también informen de otras situaciones que el Ministerio Público necesita conocer y no solamente contra Muñoz, sino también contra otras personas por estas infracciones penales que en su momento se están presentando los requerimientos fiscales”, señaló Guzmán.

Vivienda asegurada

La vivienda de la jefa de la oficina de Control de Ingresos en la 7 avenida, 12 y 13 calles, barrio Barandillas, de San Pedro Sula, fue allanada el miércoles por fiscales del Ministerio Público, juez ejecutor y agentes de la Unidad Transnacional de Investigación Criminal (Utic).

Dentro del inmueble encontraron una pistola calibre nueve milímetros, 952 permisos de operación de negocios en blanco, 60 recibos de pago emitidos por la unidad de Control de Ingresos a diferentes contribuyentes, una computadora portátil y dos de escritorio.

Durante la requisa también hallaron varias fotocopias de cheques del sindicato municipal por 10 mil, 20 mil y 30 mil lempiras que se encontraban dentro de una caja fuerte que estaba abajo de un mueble en la cocina, donde además había objetos de gran valor que, según el requerimiento fiscal, no concuerdan con el salario devengado por la funcionaria pública.

Fuentes policiales informaron que dentro de la lujosa casa de dos plantas había cuadros con marcos finos y caros, jarrones y tazas que, se presume, son bañadas en oro.
La documentación recabada por fiscales e investigadores fue embalada y sirvió como prueba para presentar el requerimiento.

Luego de que las autoridades policiales y fiscales terminaran la requisa en la casa, la dejaron asegurada y resguardada por soldados, quienes tienen orden de no dejar ingresar en ella a ninguna persona, ni siquiera al hijo y la nuera de Ada Muñoz, quienes ayer permanecían sentados frente a la vivienda con un grupo de vecinos.

“La vivienda donde ella reside en el barrio Barandillas ya fue asegurada por el Ministerio Público por medio de los Juzgados correspondientes, mientras se continúe el debido proceso. Si en el transcurso de la investigación que brindará el Instituto de la Propiedad (IP) aparecen otros bienes inmuebles, también se procede a asegurarlos”.

Durante el proceso investigativo se congelarán las cuentas bancarias de Ada Muñoz y otros empleados que están siendo investigados. Según lo informado por Guzmán, cinco trabajadores municipales están siendo investigados por la Fiscalía contra la Corrupción.

Comparecen testigos

Como parte de las investigaciones, la Fiscalía citó a funcionarios y empleados de la Municipalidad; ayer comparecieron siete a declarar como testigos. Los que acudieron al Ministerio Público a rendir su declaración fueron José Ulloa, jefe de la Procesadora Municipal de Carnes (Promuca); Rolando Perdomo Matute, quien llegó en calidad de superintendente de Finanzas; Evelyn Moreno; Sobeyda Castellanos; Roberto Fajardo, del departamento de Tesorería; René Barahona, asistente de Tesorería, y el auditor municipal Marvin Rodríguez.

Las siete personas rindieron declaración primeramente ante los fiscales contra la Corrupción y agentes de la Dirección Nacional de Servicios Especiales de Investigación (DNSEI); luego ante el personal de la recién creada Unidad de Especial de Delitos Tributarios y Conexos.

“Ellos tenían supuestamente conocimiento de lo que estaban desarrollando en la Municipalidad de San Pedro Sula y la Fiscalía necesitaba conocer cuál era la participación de ellos, directa o indirecta, en esta situación, cuál era el papel de Ada Muñoz y los cinco empleados que están siendo investigados”, aseguró Guzmán.

No es cobrado debidamente

El único testigo que brindó declaraciones a los medios de comunicación al salir del interrogatorio hecho por fiscales y policías fue Rolando Perdomo Matute, quien fungió como superintendente de Finanzas en la administración de Juan Carlos Zúniga. “Me traen como testigo nada más, dada mi función como superintendente.

Ellos están investigando que no estamos cobrando correctamente uno de los tributos, sobre todo el pecuario. Me preguntaron sobre el procedimiento, quién lo cobra y cómo se cobra, de dónde nace”, dijo Perdomo Matute.
Agregó que había un informe de Promuca que indicaba que no se estaba cobrando. “El cobro se está haciendo, lo que pasa es que detectaron que no lo estamos cobrando como está en el Plan de Arbitrios.

La facturación se hace en Promuca y luego pasa a Control de Ingresos para que se haga la factura. Después es pasado para que sea pagado por el contribuyente en cualquier unidad del sistema bancario.

El Plan de Arbitrios dice que se debe cobrar por el ganado mayor un salario mínimo diario, que se cobra en San Pedro Sula, y por el ganado menor se debe cobrar medio salario diario de lo que se paga y, según Promuca, que da la información, no estamos aplicando esa tasa, sino menos de lo que se estaba cobrando”.
Hasta anoche, Ada Muñoz no había sido capturada.

Calidonio dice que reestructurará Control de Ingresos

La investigación que el Ministerio Público le sigue a algunas unidades de la alcaldía de San Pedro Sula no ha afectado el desarrollo de las actividades.

Los sampedranos están acudiendo a presentar su declaración jurada y pagar sus impuestos normalmente; mientras, en las demás unidades, el personal labora normalmente.

El alcalde de San Pedro Sula, Armando Calidonio, dijo que en Control de Ingresos hay todo un equipo trabajando, por lo que las actividades no se han interrumpido.

De esa dependencia se investiga a la jefa Ada Muñoz, quien hasta ayer era buscada por el Ministerio Público; sin embargo, al consultarle si nombraría a alguien en su lugar, Calidonio dijo que en su administración se tiene planificada una reestructuración de esa área y que actualmente hay un gran equipo trabajando en ello.

“San Pedro Sula tendrá una transformación administrativa. Vamos a tomar acciones para mejorar los ingresos. Necesitamos que seamos positivos y que nos den espacio porque lo que estamos haciendo no es improvisado”, expresó.

Ayer no había equipos del Ministerio Público en las oficinas municipales. Calidonio dijo que se está prestando toda la colaboración a dichas autoridades y que llegarán cada vez que requieran información.

“Estamos completamente abiertos. Es importante darles toda la apertura a las autoridades”, consideró el alcalde.