Más de $680,000 se disputaba el cartel de Sinaloa en Honduras

El dinero fue encontrado en la casa de Dennys Bonilla, victimado este lunes en el supermercado Pricesmart.

La cantidad de dinero encontrada en las cajas fuertes decomisadas en la casa de Dennys Bonilla asciende a 680,960 dólares.
La cantidad de dinero encontrada en las cajas fuertes decomisadas en la casa de Dennys Bonilla asciende a 680,960 dólares. /

San Pedro Sula, Honduras.

En las dos cajas fuertes que decomisaron en la residencia del hombre que victimaron el lunes en el estacionamiento del supermercado PriceSmart, fueron encontrados por las autoridades 680, 960 dólares.

Esa cantidad, equivalente a 14. 2 millones de lempiras, es parte del botín robado entre miembros del cartel de Sinaloa y por lo cual se ha desatado una ola de crímenes entre vinculados a esa organización criminal, según las averiguaciones de las autoridades policiales.

Las cajas fuertes fueron decomisadas en la residencia de Dennys Roberto Bonilla Guzmán.

Las averiguaciones policiales indican que Bonilla Guzmán fue asesinado porque se adueñó de ese dinero que es del cartel mexicano.

Vea: Lucha entre narcos habría originado la balacera

El robo de esa millonaria cantidad de dinero también cobró las vidas de los mexicanos Adolfo León López Marín y su padre Juan José López Gómez.

En la relación de hechos que manejan las autoridades de Seguridad se establece que los mexicanos y Bonilla Guzmán, quienes eran miembros de la referida estructura del narcotráfico, sustrajeron las dos cajas fuertes de una de las casas que tiene el cartel en esta ciudad para almacenar dinero y armas.

Las pesquisas arrojan que a los mexicanos los mataron miembros de su mismo cartel dos días después de que se llevaran el dinero de la vivienda donde estaba guardado.

Se indicó que los otros integrantes del cartel anduvieron tras la pista de Bonilla Guzmán y el lunes lo mataron. Las pesquisas policiales indican que Bonilla Guzmán y los mexicanos llevaron las cajas fuertes primero a una residencia de la colonia Universidad.

Después de que mataran a los mexicanos, Bonilla Guzmán se llevó las cajas fuertes para su casa ubicada en la residencial San Antonio para quedarse solo él con el botín.

Por eso es que los homicidas después de matar a Bonilla Guzmán se fueron para su residencia y entraron a buscar los dólares, pero no encontraron las cajas fuertes.

Colombiana se llevó dinero

Las autoridades allanaron ayer dos residencias más por el caso, una situada en la colonia Universidad y otra en la residencial San Antonio. Se dijo que en ambas casas buscaban más dólares y otras evidencias de los crímenes que son producto de la guerra interna del cartel de Sinaloa.

En la vivienda de la residencial San Antonio encontraron varios documentos entre los cuales está una tarjeta de identidad colombiana a nombre de Jennifer Tatiana Espinosa Villa, quien estaba vinculada con los dos mexicanos victimados y Dennys Bonilla Guzmán.

Las autoridades policiales informaron que Tatiana Espinosa Villa abandonó la casa y se llevó una parte del dinero por el que mataron a los mexicanos y a Bonilla Guzmán.

Hallan foto de diputado

Las autoridades informaron que entre las fotografías que habían en la casa está la de un diputado hondureño que será investigado para determinar que nexos tiene con la colombiana y las otras personas involucradas en el caso.

En esa vivienda también encontraron una escritura pública de una propiedad en San Pedro Sula a nombre de un colombiano de nombre José Deban Ramírez Salazar y dos cargadores de pistolas.

Guerra ha dejado 13 muertes

El vocero de la policía, Cesar Augusto Jhonson, informó que en las cajas fuertes que abrieron en la primera estación mediante una orden judicial encontraron 680, 960 dólares, dos pistolas calibre nueve milímetros, siete kilos de supuesta cocaína, dos paquetes de marihuana, dos relojes marca Rolex, valorados cada uno en 20,000 dólares, y varios documentos de empresas y propiedades que serán investigadas.

Jhonson dijo que son 13 asesinatos los que se han llevado a cabo por ese caso en lo que va del año. Entre esos hechos está el crimen de cuatro personas en un potrero de residencial El Paraíso.

El oficial dijo que el móvil de los crímenes es pelea por el poder y el dinero del cartel mexicano.