Detenidos en Choluteca ocho migrantes cubanos y tres haitianos

Miles de migrantes intentan atravesar Honduras anualmente con la intención de llegar a Estados Unidos.

Traficantes de personas en Honduras han visto en esta práctica una forma de cometer ilícitos.
Traficantes de personas en Honduras han visto en esta práctica una forma de cometer ilícitos.

Choluteca, Honduras.

Ocho ciudadanos cubanos y tres haitianos fueron detenidos en las últimas horas por agentes policiales en Choluteca, cerca de la fontera entre Honduras y Guatemala, cuando emprendían el recorrido migratorio hacia Estados Unidos de manera irregular.

Puede leer: Hallan cuerpo de jovencita de 14 años en cañeras de Guarumas

El informe policial dicta que, con el fin de controlar el ingreso de extranjeros al territorio hondureño, agentes de la Dirección Nacional de Servicios Policiales Fronterizos (DNSPF) acudieron a requerir, en Guasaule, punto fronterizo entre ambos países, a los haitianos y cubanos.

Al detenerlos, describieron que buscaban el 'sueño americano', que representa el arribo a territorio estadounidense desde distintos países latinoamericanos, caribeños, asiáticos e incluso africanos.

Además: Familia salvadoreña cae en abismo tras falla geológica

Anualmente, cientos de migrantes de esas regiones del mundo atraviesan territorio hondureño en busca de cruzar hacia El Salvador o Guatemala, y posteriormente a México y Estados Unidos. La intención de los 11 extranjeros era circular hasta el punto fronterizo del Amatillo, en Valle, que colinda con la República de El Salvador.

Reportes indicaron que los migrantes fueron entregados al Instituto Nacional de Migración (INM), para proceder al debido proceso administrativo correspondiente y ser deportados a Cuba y Haití.

FOTOS: Cargamento de droga con la marca 'XXX' estaba oculto en bodega de almacenamiento

Instituciones de seguridad pública de Honduras resguardan las zonas fronterizas en puntos ciegos colindantes. La acumulación de requerimientos por casos de migrantes que viajan de manera irregular por Honduras ha encendido mecanismos de defensa hondureños.




La Prensa