28/09/2022
12:51 AM

Más noticias

Ordenamiento en San Pedro Sula está parado por vendedores.

San Pedro Sula, Honduras.

El ordenamiento vial está parado porque cientos de vendedores estacionarios no quieren desalojar las paradas de buses que fueron establecidas por la Unidad Técnica de Transporte Urbano (Uttu).

Las autoridades municipales, de Transporte y Tránsito informaron hace semanas las medidas a los representantes de los vendedores para que estos hablaran con los dueños de los negocios ubicados en las paradas.

El pasado lunes la superintendencia de Participación Ciudadana censó a más de 600 vendedores para proponer la reubicación en un terreno céntrico y no afectarlos en sus ingresos.

La mayoría no está de acuerdo con la reubicación porque aseguran que las ventas son en las calles y en un predio privado tendrán pérdidas.

Melvin Ferraro, superintendente de Participación Ciudadana, aseguró que la reubicación de los vendedores es necesaria para dejar libre desde la 2 calle hasta la 7 calle, 2 y 3 avenidas, zonas del sureste.

El desorden se hace cuando los buses tienen que pararse a mitad de calle para poder subir y bajar pasajeros, porque los negocios obstruyen las aceras y las calles.

Dieter Quiroz, director de la Uttu, recordó que el ordenamiento es parte del Plan Municipal 121-365 días, por lo que la recuperación de las paradas tiene que ejecutarse para luego proceder a la señalización.

“Tenemos que dar cumplimiento al plan de arbitrios, por lo que estamos trabajando en conjunto con las autoridades de Transporte y los policías de Tránsito y Municipal”, agregó.

Hace algunas semanas las cuadrillas municipales desalojaron a varios comerciantes en las paradas de buses de los barrios Medina y Concepción, donde está congestionado por vendedores, estos no se opusieron a las medidas, pero a los pocos días se volvieron a ubicar en los lugares prohibidos.

“Estamos trabajando en el censo de todas las paradas de buses dentro de la ciudad. El objetivo es que el ordenamiento sea un hecho y que se eviten los congestionamientos en las calles más transitadas”, expresó.

Rigoberto Inestroza, apoderado legal de la Dirección regional de Transporte, manifestó que trabajan en la coordinación de la recuperación de las paradas porque es urgente que las unidades tengan sus espacios establecidos para seguridad de los mismos pasajeros.

“No podemos sancionar a los transportistas porque no hay un lugar definido de paradas, es importante que los vendedores entiendan que el ordenamiento es parte de un proyecto municipal”, agregó.

Las paradas de buses han estado en poder de los vendedores desde 2007, que fue la última vez que las autoridades municipales pusieron un marcha un plan de ordenamiento vial en el transporte público.