Más noticias

Hoteles sampedranos ya alcanzan un 45% de ocupación

Los hoteles preparan atractivos descuentos en sus tarifas para atraer huéspedes que pernocten al menos una noche durante el feriado morazánico.

SAN PEDRO SULA

Una baja ocupación hotelera sigue causando que varios hoteles sampedranos estén cerrados. No son altas las expectativas por el feriado morazánico; sin embargo, confían en que el avance en la vacunación incentivará una reactivación del turismo, sobre todo para el próximo año.

El turismo de reuniones, que ha sido el fuerte en San Pedro Sula, provocaba en años anteriores (previo a la pandemia) una ocupación mayor a la del 60% y en algunos meses hasta del 100%. Actualmente la ocupación es de un 45% como máximo, cifra que no logra cubrir siquiera los costos por mantenimiento de un hotel que son altamente onerosos.

7000 camas ofrece SPS
De acuerdo con un estudio realizado en 2019, la ciudad cuenta con 126 hoteles, cuatro aparta- hoteles y 10 hostales.
Autoridades estiman que más de cuatro hoteles entre grandes y pequeños siguen cerrados temporalmente, en febrero se hablaba de más de 10. Algunos hoteles ofrecen sus habitaciones con atractivos descuentos, aquellos que se caracterizaban por su servicio corporativo hoy buscan atraer a todo tipo de huésped.

Donaldo Suazo, directivo de la Asociación de Hoteles Pequeños, declaró que de 2020 a la fecha ha habido una mejora paulatina; pero siguen sin poder cubrir el mantenimiento para operar un hotel.

“Todavía hay hoteles cerrados temporalmente, hoteles grandes y pequeños, en San Pedro Sula tal vez unos cuatro hoteles. Algunos están trabajando sin contratar personal, solo los dueños atendiendo a bajo vapor”, dijo.

Preparación
Los hoteles preparan atractivos descuentos en sus tarifas para atraer huéspedes que pernocten al menos una noche durante el feriado morazánico
Suazo indicó que el avance en la vacunación a nivel mundial sin duda ayuda a que haya una mayor reactivación del turismo, sobre todo porque han cifrado sus esperanzas en el viajero de negocios, en que se retomen los congresos, exposiciones y cumbres.

Desde que comenzó la pandemia, los hoteles recortaron su personal en hasta un 50%, y esos empleos no se han logrado recuperar.

Aunque la ciudad no ha sido destino de ocio, esperan que al menos una noche los turistas que se trasladan a los destinos de sol y playa pernocten con ellos.

Guillermo Orellana, directivo de la Cámara Nacional de Turismo de Honduras (Canaturh) y gerente de operaciones del hotel Copantl, aseguró que el sector hotelero ha hecho grandes esfuerzos por crear confianza y atraer huéspedes.

La Capital Industrial cuenta con un balneario que es Zizima, con más de 200 restaurantes y bares y más de 50 cafés y bistro.
Han hecho fuertes inversiones en medidas de prevención incluyendo su propio manual de bioseguridad, además, han vacunado al 100% de su personal. “Hemos visto un pequeño crecimiento de ocupación, la vacunación ha generado un grado de confianza al visitante y a nosotros mismos de poder salir”.

Orellana indicó que el hotel Copantl trabaja en tarifas especiales para el feriado morazánico.

Nicole Marrder, ministra de Turismo, informó que la Semana Santa de este año tuvo poco movimiento comparado con otros debido a la pandemia. “Menos de un millón de hondureños se movilizaron a nivel nacional; pero ahora en la Semana Morazánica esperamos llegar a un millón de visitantes, porque la vacunación ha avanzado bastante”.

En 2019 se movilizaron más de 1.6 millones de personas a los diferentes sitios turísticos que dejó un movimiento económico de más de dos mil millones de lempiras. “Esperamos que este año se pueda acercar un poco a eso”, puntualizó.