23/01/2023
09:06 AM

Más noticias

Auditarán las finanzas de SPS de los últimos cuatro años

Es un paso importante para poner en orden los estados financieros y tener acceso a créditos. Se necesita depurar las cuentas por cobrar.

San Pedro Sula

Auditar las finanzas municipales costará a los sampedranos ocho millones de lempiras.

El alcalde Roberto Contreras suscribió ayer el contrato de consultoría para la auditoría externa de los estados financieros y de la ejecución presupuestaria de la Municipalidad de San Pedro Sula para los periodos comprendidos del 1 de enero de 2018 hasta el 31 de diciembre de 2021 con la firma internacional BDO S de R L.

Ese proceso es clave para la municipalidad que actualmente tiene una deuda de L4,500 millones. Se le debe a la banca, proveedores y hay cuentas heredadas por pagar.

Datos

135 millones de lempiras ha pagado en prestaciones la actual administración. La partida que fue presupuestada inicialmente era de L90 millones.

5,000 millones de lempiras es el presupuesto que será aprobado para 2023. El renglón con más fondos será infraestructura, según las proyecciones.

Cada mes la municipalidad paga por recolección y manejo de relleno L24 millones de lempiras, una planilla de L56 millones y por préstamos a la banca L90 millones.Los gastos fijos administrativos de la alcaldía andan entre 1,300 y 1,600 millones al año, reveló el alcalde Roberto Contreras.

El jefe edilicio asegura que el objetivo no es buscar cosas del pasado, sino establecer un fundamento, que las próximas administraciones que vengan ya tengan un respaldo de una auditoría internacional.

“Ahora abrimos las puertas de la Municipalidad de San Pedro Sula a una compañía internacional como BDO para generar confianza en nuestros acreedores y en nuestra banca”.

El proceso de lograr una auditoría se intentó en la administración anterior y se publicó un llamado a licitación, pero no hubo participación de empresas.

Esta vez se logró la firma y se trabajará simultáneamente con la depuración de cuentas.El gerente financiero, Fernando Ruiz, dijo que el lunes comenzarán el proceso de auditoría con la firma DBO, en un lapso de 12 meses.

Depuración

La cartera de cuentas por cobrar de la municipalidad anda alrededor de 4 mil millones de lempiras, de eso una parte importante deberá ser depurada, que son empresas que ya no existen y que no fueron dadas de baja en el sistema y “por ley necesitamos autorización del Congreso Nacional para poder dar esas cuentas a pérdidas. Creemos que una vez revisados estos ajustes, la cuenta por cobrar real debería oscilar en los 2,500 millones de lempiras”. Anteriormente la municipalidad con acompañamiento de la Price Water House realizó una depuración de cuentas.

“Este es un paso muy importante para la ciudad, ya que nos va a permitir cumplirle a la banca con uno de los requisitos que teníamos en el crédito sindicado de poder entregar estados financieros auditados”.

Explicó que “a la vez nos abre las puertas para un sinnúmero de nuevas oportunidades financieras, que nos permitirán acceder a fondos con mejores tasas de interés para poder ser sujetos de obtención de créditos y de fondos no reembolsables de organismos de ayuda y colaboración de segundo piso tales como el BID”.

Wilfredo Salinas, representante de BDO, dijo que es una firma con más de 40 años de presencia en la región e involucrarán gente hondureña con experiencia en el ramo.