Llevarse los vehículos es la última instancia de las grúas en San Pedro Sula

Los conductores no permiten a los propietarios que retiren los carros ni entregan boleta de sanción.

Las grúas siguen operando en algunos sectores de la ciudad. Ciudadanos se estacionan hasta en las aceras del centro.
Las grúas siguen operando en algunos sectores de la ciudad. Ciudadanos se estacionan hasta en las aceras del centro.

San Pedro Sula, Honduras.

San Pedro Sula, que busca convertirse en una “ciudad inteligente”, debería contar con un sistema de sanciones por mal uso de las vías públicas más moderno para evitar tragedias como la ocurrida el pasado 23 de abril.

En el incidente del barrio Guamilito murió el chofer de la grúa que inmovilizó un automotor y el propietario del carro ahora se encuentra procesado.

Los responsables de inmovilizar vehículos no cumplen con Plan de Arbitrios y el Reglamento de Uso de Vías Públicas, que ya establece un procedimiento cuando un conductor infrinja la ley.

La Municipalidad trabaja con un Reglamento publicado en La Gaceta en 2014. En el se especifica cuál es el procedimiento a seguir cuando un ciudadano comete una falta en contra de la vialidad. El artículo 142 del reglamento establece que “cuando sea necesario retirar o retener algún vehículo de la vía pública se hará lo siguiente: Se pondrá de inmediato a disposición de la Dirección de la Policía Municipal, para su custodia y trámites correspondientes, mediante inventario que se elabore sobre su estado de conservación, sus accesorios y los objetos hallados en su interior”.

LEA: L.120 millones se han invertido en atender emergencia por Eta y Iota

“Si durante la operación de retiro se presentase el propietario o conductor del vehículo y él esté en disposición de moverlo, únicamente se levantará la boleta de infracción correspondiente; si aquel se niega a retirar el vehículo o a recibir la boleta de infracción,el agente continuará con la operación de remoción. Se hará uso de la grúa para movilizar cualquier vehículo que esté mal estacionado y que no se encuentre su conductor o este se negare a movilizarlo”.

Los Policías Municipales que acompañan a los conductores de las grúas siempre argumentan que ellos tienen la razón y que los infractores les faltan al respeto. El abogado Jacobo Rivera considera que las grúas deben desaparecer y la Municipalidad debe implementar un sistema más moderno de sanciones y a la vez dar alternativas de estacionamiento.

Asegura que se deben revisar los procedimientos que se aplican y dar opciones a la gente porque la mayoría de parqueos han cerrado con la pandemia. “Las tragedias como la ocurrida la semana anterior pueden evitarse con otros mecanismos”, agrega el abogado.

El Plan de Arbitrios señala que la Municipalidad proveerá estacionamientos regulados dentro del casco urbano de la ciudad que permita la vialidad vehicular y peatonal eficiente para mantener el orden y la planificación, pero en la ciudad no hay un sistema de estacionamiento regulado. No hay señalización y en el centro solo pueden estacionarse los empleados municipales.

A la falta de estacionamientos se suma el abuso de muchos vendedores de los mercados y dueños de tiendas que se apoderan de las calles y aceras para usarlas como parqueos privados sin que reciben alguna sanción.

El Plan de Arbitrios establece multas por estacionarse en zona no autorizada ni regulada, el infractor pagará L3,000 en concepto de multa, adicionalmente deberá cancelar L800 por servicio de grúa para retirar el vehículo del lugar prohibido.

“Se debe socializar con la gente y capacitar a los encargados”

SAN PEDRO SULA. El analista Lenín Palencia, dice que la ciudad para que puede verse en constante desarrollo y con una buena imagen es muy importante el ordenamiento.

Desafortunadamente el ordenamiento pasa por medidas coercitivas que no son del agrado de muchos.

“El tema del estacionamiento regulado en las vías públicas es responsabilidad de cada uno y por ende debemos concientizar a través de programas de educación permanentes la importancia de hacer el uso adecuado de las vías públicas”, dice. Para Palencia es necesario que se apliquen bien los procedimientos, pero es necesario socializar.

Considera que para que el sistema siga operando debe de educarse a la gente, pero también a las personas que realizan estos trabajos para que actúen con prudencia.

La Policía Municipal debe realizar campañas en centros educativos, igual en las calles para enseñar.

La Prensa