Más noticias

Sign Café, un espacio de inclusión en el corazón de la ciudad

En el negocio, los visitantes pueden conocer el lenguaje de señas mientras disfrutan un café.

Sara Flores, Sharon Sánchez, Dayana Castro y Yahely y Shaiel Jordán atienden a los sampedranos en la original cafetería.

San Pedro Sula.

Sign Café abrió sus puertas en el centro de San Pedro Sula para ofrecer una taza de café de calidad, promover la inclusión laboral de personas con capacidades diferentes y el aprendizaje del lenguaje de señas.

En el singular negocio, ubicado en el barrio El Centro, 6 avenida, entre 2 y 3 calles, sirven deliciosas bebidas y postres, al tiempo que los visitantes pueden leer los textos como Lenguaje de señas hondureñas y la Ley de Equidad y Desarrollo Integral para Personas con Discapacidad, entre otros libros especializados.

En las paredes del local se colocarán cada semana carteles con la ilustración de las posturas de las manos en cada palabra del lenguaje de señas, se realizará cada sábado una peña artística, en donde se invitará a personas sordas con talentos para que compartan con los amantes del café.

mg-cafe-180919 (3)(800x600)
Son dos las jóvenes sordas que fueron capacitadas en barismo y ahora se encargan de preparar el café y de atender a los visitantes, algo que realizan a la perfección.

Este original lugar es un negocio familiar, creado por Sara Flores, quien tiene 25 años de experiencia como docente de los niveles prebásico y básico con estudiantes de la comunidad sorda.

Ella, junto a Yahely y Shaiel Jordán, sus dos hijas adolescentes, atienden este negocio en el corazón de la ciudad.

Inclusión

Sara Flores vio el gran talento y ganas de salir adelante de Dayana Castro (22) y Sharon Sánchez (23), dos jóvenes sordas que fueron capacitadas en barismo y ahora se encargan de preparar el café y de atender a los visitantes, algo que realizan a la perfección.

Dayana Castro, quien anhela convertirse en una gran barista y chef, afirma que no ocupa la audición para preparar un gran café.

“Este es mi primer trabajo, me gusta atender al público. Creo que somos iguales y tenemos las mismas oportunidades y derechos”, comentó mediante señas. Dayana culminó solo la primaria por las dificultades que encontró en el sistema educativo y la pobreza, pero sueña con finalizar el bachillerato.

Sharon por su parte terminó el bachillerato en Computación en 2018 y es una destacada nadadora que ha ganado competencias internacionales.

mg-cafe-180919 (1)(800x600)