Tegucigalpa, Honduras.

Después de protestas y reuniones con diferentes instituciones gubernamentales, la restauración de la Escuela Nacional de Bellas Artes estará lista en tres meses.

Daniel Rivera, subdirector de Bellas Artes, dijo que “el edificio será restaurado en su totalidad; no puede ser parcial por el daño que hay”.

Detalló que cambiarán los sanitarios, pondrán techo, canales, arreglarán las paredes, el piso y las tuberías, así como la reconstrucción de una de las paredes dañadas por la fuertes lluvias del mes anterior.

La restauración es financiada por el Gobierno a través del Fondo Hondureño de Inversión Social.

“Son 10 millones de lempiras, pero hasta el momento no lo han facilitado, por eso los constructores solo están quitando las partes dañadas”.

Rivera explicó que “si los estudiantes no se salían, la restauración sería parcial, solo de los lugares dañados”.

En los próximos tres meses, los estudiantes y autoridades de Bellas Artes recibirán clases en la Normal Mixta Pedro Nufio, ubicada en la colonia Kennedy. El edificio será entregado en noviembre, cuando terminan el año lectivo.

La Escuela Nacional de Bellas Artes subsiste con un pequeño apoyo de instituciones y del Gobierno, aunque su mayor aporte para continuar existiendo se basa en las matrículas de sus alumnos.