28/09/2022
01:34 AM

Más noticias

Salarios justos y libertad sindical demandan en San Pedro Sula

Un año más la clase trabajadora salió a las calles a celebrar el 1 de Mayo con peticiones y reclamos que conlleven mejor calidad de vida.

San Pedro Sula, Honduras.

Una multitudinaria y pacífica marcha unió ayer a más de 50,000 trabajadores en esta ciudad que reclamaron más empleo y mejores condiciones de vida.

Como todos los años, miembros de las centrales obreras de Honduras y sindicatos organizados marcharon por las calles principales de la ciudad en celebración al Día Internacional del Trabajador.

Desde antes de las 8:00 am, hora de inicio, miles de trabajadores comenzaban a formarse en el bulevar del este, frente al puente a desnivel del bulevar a La Lima y el segundo anillo.

Jóvenes, adultos mayores y niños sumaron más de 50,000 personas que caminaron unidos por la primera calle hasta llegar al parque central, adonde se desarrollaron los actos oficiales.

Marcha
Marco Tulio Midence personificó a una persona humilde que es llevada presa por robarse una gallina.


“El pueblo unido, jamás será vencido” y “Viva la clase obrera consciente” fueron frases gritadas al unísono durante la caminata que tardó en llegar al punto final de reunión, debido a que durante el recorrido se iban sumando más personas, que no necesariamente laboran en una empresa privada o pública pero que quisieron unirse al clamor de la población. En las pancartas, los empleados expresaron sus peticiones y reclamos, que en su mayoría demandan mejoras en el servicio de salud y de educación, salarios justos, respeto a los derechos humanos y laborales.

Además pidieron un alto a los aumentos de los precios de los alimentos, de los combustibles y los hechos violentos en el país.

Los manifestantes también reclamaron justicia por los crímenes contra campesinos y la líder ambientalista Berta Cáceres, asesinada el 3 de marzo de 2016 en la ciudad de La Esperanza, caso por el cual hasta la fecha han sido arrestados nueve implicados por el homicidio.

Miguel Aguilar, presidente del Sindicato de Trabajadores de la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (Stenee), quien viajó desde Tegucigalpa para participar en la marcha, dijo que hay empleados que fueron despedidos de la estatal y que están reclamando sus prestaciones por la vía judicial.

Marcha
Los sindicatos y organizaciones llenaron las calles con peticiones.


“Sí hay derechos que se están defendiendo y lógicamente la ley debe fallar a favor del trabajador. Estamos a la expectativa. Nosotros solicitamos a la empresa que jubilara a algunos empleados”, compartió Aguilar.

Más organizados

A diferencia de Tegucigalpa, la marcha en San Pedro Sula se desarrolló de manera pacífica y en orden. Hubo mucha presencia policial para evitar incidentes durante la manifestación.

“Ha sido muy concurrida esta marcha. Felicitamos al pueblo que es consciente que si no protestamos, no vamos a salir adelante. Nosotros exigimos mejores condiciones de vida, mejor atención en los hospitales, que haya medicina y educación de calidad.

También pedimos un alto a la impunidad y a la corrupción”, expresó José Dolores Valenzuela, presidente de la Federación de Sindicatos de Trabajadores Nacionales de Honduras (Fesitranh).

Marcha

Valenzuela recalcó que la canasta básica y de los servicios públicos han tenido considerables aumentos que están afectando el bolsillo de los ciudadanos. Refirió que la migración masiva de hondureños hacia Estados Unidos es consecuencia de la falta de empleo, de oportunidades y de la violencia que se vive en el país.

Aseguró que más de 120 sindicatos y organizaciones lograron reunir a más de 50,000 trabajadores.

Manifiesto

Antes de que el reloj marcara las 10:00 am, los primeros grupos de asalariados se organizaron en la primera calle a inmediaciones del parque central, en donde se encontraba la tarima.

Allí, luego de entonar las notas del Himno Nacional y cantar el himno internacional populista, el dirigente magisterial Joel Navarrete leyó el manifiesto público. “Este primero de Mayo se cumplen 132 años del legado histórico de los mártires de Chicago, 64 años de la gran huelga de 1954 y con nuestra lucha permanente estamos obligados a rendir homenaje a los ocho compañeros asesinados en Chicago en 1886”, indicaba el escrito.

Marcha

Navarrete continuó leyendo:

“El imperialismo es la fase superior del capitalismo aplicando su sistema salvaje, asesino e inhumano y explotador, donde grandes empresas controlan todo el mercado mundial. Explotan y saquean los recursos a la mayor parte de la población de los países dependientes y subdesarrollados como el nuestro. Las grandes empresas controlan la producción y los precios mundiales”.

Agregó: “La maquinaria de destrucción masiva montada por el presidente Trump y por los grupos de poder en los Estados Unidos es impresionante”.

Marcha<

En la reunión colectiva de trabajadores anunciaron una huelga para los próximos días argumentando una defensa de los derechos laborales.

“Vamos a preparar un paro nacional con todas las centrales obreras, porque no es posible que se nos siga atropellando el derecho a los trabajadores”, declaró Efraín Aguilar, líder de la Confederación Unitaria de Trabajadores de Honduras (Cuth), quien se refirió a la falta de ajustes salariales en algunas empresas y la prohibición de sindicatos, entre otros.

Marcha