23/02/2024
02:29 PM

Piden que plaza sea solamente para actividades culturales

San Pedro Sula, Honduras.

Si el plan original de la construcción de la Plaza de la Cultura se mantiene, en menos de un par de años todos los sampedranos podrán disfrutar de las mejores exposiciones de arte en cualquiera de sus ramas.

Sampedranos -en su mayoría amantes del teatro, música y obras de arte- y universitarios piden a las autoridades municipales que dicho lugar sea un templo dedicado completamente a la cultura y que beneficie el arte y la educación.

“No queremos oficinas municipales en espacios que años atrás fueron pensados para la educación y han sido símbolos de la ciudad. Soñamos con una casa de la cultura integral. Los locales de la alcaldía pueden hacerse en otro lado”, dijo Karen Mejía, estudiante de Sociología de la Unah-vs.

Como ella, otros sampedranos se han expresado en las redes sociales a favor de esa iniciativa.

Foto: La Prensa

Autoridades del Club Rotario visitaron el proyecto.
Trabajo

El Club Rotario Internacional San Pedro Sula, encargado desde 2010 de la construcción de dichas instalaciones, ha logrado invertir L8.3 millones en las estructuras, suelo y varios detalles de la biblioteca que se encontraría en el ala sur de las antiguas instalaciones del instituto José Trinidad Reyes y el Instituto Tecnológico de Administración de Empresas (Intae).

En 2013 se venció el convenio firmado tres años atrás con la alcaldía de San Pedro Sula (a cargo de Juan Carlos Zúniga) para el proyecto y esperan que la administración actual de la comuna sampedrana mantenga las condiciones de la construcción y se renueve el convenio con el propósito de seguir recibiendo ayuda internacional para la plaza, como hasta ahora.

La preocupación de dicha organización es que la alcaldía les informó que el ala norte, reconstruida en la alcaldía de Rodolfo Padilla, será utilizada para locales municipales con el fin de ahorrar costos.

Sin embargo, los rotarios mantienen la esperanza de que el alcalde Armando Calidonio entable con ellos un diálogo para presentarle de nuevo la idea original del proyecto.

“Todos los fondos que hemos utilizado para los avances de la construcción han sido propios, obtenidos por el apoyo de organizaciones y la sociedad sampedrana que espera con ansias un complejo para la cultura”, detalló Ramón Fuentes, director de la construcción de la Plaza por parte del Club Rotario.