Tegucigalpa, Honduras

El diputado del Partido Nacional de Honduras, Jorge Zelaya, adelantó en las últimas horas que el partido oficialista Libertad y Refundación (Libre) tendrá mayoría de magistrados en la conformación de la nueva Corte Suprema de Justicia (CSJ).

“La nueva CSJ, cuando la escojamos, va a tener sin ninguna duda, porque así debe de ser, mayoría de magistrados afines a Libre”, señaló el congresista opositor, al tiempo que fustigó que, tanto en el Partido Nacional, Libre y otras instituciones políticas hay “gente corrupta”.

LEA: Salvador Nasralla pide adelantar elección de nueva CSJ

Asimismo, Zelaya instó a los parlamentarios de las diferentes bancadas a que detengan los ataques entre diputados a lo interno del Poder Legislativo. Además, puntualizó que la justicia se encargará de aplicar la ley en contra de aquellos funcionarios que han cometido delitos dentro de la administración pública.

“Las instituciones no delinquen, no son delincuentes, son las personas y esas las hay en todos los partidos políticos de nuestro país”, indicó el diputado nacionalista.

ADEMÁS: Rolando Argueta: “He actuado con absoluta responsabilidad en la ejecución de mis actos”

Cabe recordar, que la actual Corte Suprema de Justicia, que lidera el magistrado presidente, Rolando Argueta, finaliza su mandato en 2023, tras siete años como altos funcionarios del Poder Judicial.

El próximo año, el Congreso Nacional deberá elegir a 15 nuevos magistrados, votación que requiere de mayoría calificada, es decir 86 votos de los 128 congresistas que integran la Cámara Legislativa en Honduras.

Comisión recomienda juicio político para el Fiscal y presidente de la CSJ

El pasado 11 de mayo, una comisión nombrada por el Congreso Nacional para investigar y entregar un informe sobre operadores de justicia hondureños involucrados en temáticas de extradición, recomendó un juicio político contra el titular del Ministerio Público, Óscar Chinchilla, y el magistrado presidente de la Corte Suprema de Justicia, Rolando Argueta.

El informe contiene hallazgos escritos por los legisladores involucrados sobre sus visitas y reuniones con las entidades fiscales y cortesanas. Además, en las cumbres estuvieron involucrados representantes de la Secretaría de Seguridad, Secretaría de Defensa y Relaciones Exteriores y Cooperación Internacional de la República.

Rolando Argueta, presidente de la CSJ (izq) y Óscar Chinchilla, fiscal general de la República (der).

Diversos sectores políticos del país han cuestionado el actuar del Supremo hondureño, sobre todo, en temas de extradición. Políticos como el designado presidencial, Salvador Nasralla, han sugerido adelantar la elección de la CSJ. Por otro lado, el Legislativo mueve piezas para un posible juicio político, sin embargo, este escenario, a un año de la elección, no parece un buen camino, dicen expertos.