21/02/2024
07:51 PM

El discurso de Xiomara Castro en los 202 años de Independencia de Honduras

La mandataria hondureña reafirmó su compromiso de establecer un “Estado republicano, justo, socialista y democrático, que respete la libertades y la lucha por la Independencia.

TEGUCIGALPA, HONDURAS

La presidenta de Honduras, Xiomara Castro Sarmiento, dio un discurso al mediodía de este viernes 15 de septiembre desde el Estadio Nacional de Tegucigalpa, en el marco de la celebración de los 202 años de Independencia.

En su intervención, la mandataria hondureña reafirmó su compromiso de establecer un “Estado republicano, justo, socialista y democrático, que respete la libertades y la lucha por la Independencia.

La titular del Poder Ejecutivo se refirió a los ataques de los cuales es objeto su gobierno, que asumió la dirección del Estado el 27 de enero de 2022, tras triunfar en elecciones presidenciales de 2021 luego de conformar una alianza política.

DISCURSO ÍNTEGRO DE LA PRESIDENTA CASTRO

Los ideales por los cuales lucharon nuestros próceres y ofrecieron su vida hoy, 202 años después, siguen amenazados por los mismos conservadores que anteponen sus mezquinos intereses para impedir la transformación y los cambios estructurales para la refundación de Honduras.

Xiomara Castro encabeza desfiles de independencia

Francisco Morazán es el símbolo nacional de la refundación del Estado hondureño. Por tanto, cumpliendo mis instrucciones, la Secretaría de Educación ha decretado que el conocimiento de nuestros niños, niñas y jóvenes sobre la vida, obra, batallas y legado del unionista centroamericano debe de ser practicado en las escuelas primarias y secundarias como un requisito de carácter obligatorio para su graduación.

Xiomara Castro fue acompañada por el presidente del Congreso Nacional, Luis Redondo, y la presidenta de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), Rebeca Ráquel Obando.

La cátedra morazánica forma parte de las reformas curriculares. Las Fuerzas Armadas, como responsable de la defensa nacional, están cumpliendo mis órdenes para que sus escuelas y academias se apropien del inconmensurable legado del héroe.

Pueblo hondureño, como jefa de Estado, como Comandante General de las Fuerzas Armadas, de la Policía y presidenta de la República, reafirmo en este acto mi vocación pacífica y democrática para que en Honduras nunca más vuelvan los golpes de Estado.

Para que nunca más vuelvan las narcodictaduras. Pueblo hondureño, debemos mantenernos unidos, organizados y movilizados en la construcción de diálogos y consensos. A un año, siete meses y 19 días de haber asumido la presidencia de la República, puedo afirmar que las élites del crimen organizado no podrán retornar a un régimen de corrupción con la que amenazaron y amasaron enormes fortunas que han endeudado y empobrecido a nuestro pueblo.

Honduras celebró este 15 de septiembre 202 años de Independencia

Y a pesar del latrocinio, del bipartidismo y el saqueo de la dictadura con las alianzas públicos privadas, las metas propuestas en mi plan de gobierno se están cumpliendo una a una. Lo que solo ha sido posible con el apoyo del pueblo y de la resistencia hondureña, junto con el Congreso Nacional y su presidente Luis Redondo, derogamos la ley de secretos para hacer transparentes los actos de la administración pública.

El combate frontal de mi gobierno contra la corrupción nadie lo detiene y viene la Cicih. Eliminamos la ley de las sedes, que desenaba y vendía al mejor postor nuestro suelo patrio. No estaríamos aquí este día si el grupo criminal hubiera materializado su intención de dividir la patria en 17 pedazos que serían vendidos a los principales grupos económicos.

La presidenta hondureña también fue acompañada por su esposo, el expresidente Manuel Zelaya Rosales (2006-2009).

El amor a mi pueblo y mi inmensa tolerancia me sirven de respaldo para soportar insultos inmerecidos contra mi condición de mujer, de lideresa y de presidente de la República. No pierdo la esperanza de lograr consensos en el Congreso Nacional y elegir los titulares del Ministerio Público que le garanticen al pueblo hondureño una lucha permanente contra la corrupción y la impunidad.

Eliminamos la Ley de Empleo Obradora para restituirle los derechos a la clase trabajadora. Con el Estado de excepción, seguridad, policía, Fuerzas Armadas y Policía Militar del Orden Público centenares de hectáreas de cultivo de drogas son destruidos diariamente.

Con abucheos y botellazos recibieron a colectivos de Libre en el Estadio Nacional

Los índices de homicidio han disminuido sustancialmente en Honduras. El cerebro del crimen organizado que controló por toda una década los centros penitenciarios están siendo desmantelados. El Consejo de Ministros aprobó el Presupuesto General de Ingresos y Egresos de la República 2024 por un monto de cuatrocientos seis mil millones de lempiras.

Es el presupuesto más grande de la historia con prioridad en los sectores sociales de educación, arte, salud y combate de pobreza. Este presupuesto tiene apoyo para seguridad y potenciación de la Fuerza Aérea, carreteras y las transferencias municipales y algo de lo que nos sentimos satisfechos, el pago de la onerosa deuda que heredamos.

La dictadura desmanteló el Estado cuando entregó nuestra economía a los intereses particulares que hoy bajo cualquier argumento impiden que se apruebe la Ley de Justicia Tributaria. No a las exoneraciones, pague los impuestos. Voy a continuar subsidiando los combustibles y el transporte urbano, brindando energía gratis para las familias más pobres de Honduras.

Informo que ya somos miembros plenos del Banco de Corporación Andina de Fomento K y a partir de enero de 2024 se ha reconocido la dignidad del pueblo hondureño y he sido electa para presidir la Comunidad de Estados de Latinoamérica y el Caribe Celac. Con mi gobierno, el pueblo está tomando las riendas de su propio destino hasta ser autosuficiente en la producción de alimentos, energía y generación de empleo.

Los diferentes organismos internacionales ya han reconocido los avances de mi gobierno en el crecimiento económico, la disciplina fiscal, la cancelación de los corruptos fideicomisos y el desarrollo de los programas sociales, económicos, educativos en la construcción de la verdadera independencia. ¡Amanece y Morazán vigila! ¡Prohibido olvidar que somos resistencia! ¡Gracias!