Chamelecón y la Rivera deben seguir alertas por crecida de ríos

Nuevamente los pobladores de las zonas bajas fueron afectados con la segunda tormenta. Esta vez, las inundaciones en esos sectores fueron mayores, indicó Copeco.

En la Rivera Hernández y Chamelecón, el agua que se desbordó de los ríos Ulúa y Chamelecón inundó las casas y las calles.  Fotos: MoisÉs Valenzuela
En la Rivera Hernández y Chamelecón, el agua que se desbordó de los ríos Ulúa y Chamelecón inundó las casas y las calles. Fotos: MoisÉs Valenzuela

SAN PEDRO SULA.

Deysi Maribel Flores Rodríguez, de 50 años, murió anoche ahogada en la colonia Central, del sector Rivera Hernández, cuando intentaba recuperar un ventilador de su propiedad, durante una nueva inundación en esa zona.

En solo 13 días, los sectores Rivera Hernández y Chamelecón han sido duramente golpeados por las tormentas Eta y Iota que han causado inundaciones totales.

Lo más lamentable es que el riesgo continúa debido a posibles crecidas de los ríos Ulúa y Chamelecón que pudieran registrarse todavía hoy, de acuerdo con la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco).

kb-chamelecon3-191120(800x600)
La mayoría no había terminado de limpiar sus viviendas y ahora la situación alarga el tiempo que tardarán en retornar.

Anoche, vecinos de la Rivera Hernández dijeron que colonias que no habían sido afectadas por Eta, comenzaban a inundarse, entre ellas la Central, Brisas el Sauce y cerca de la colonia Felipe Zelaya.

Indicaron que Flores Rodríguez intentó recuperar el electrodoméstico, pero murió al caer al agua. Recuperaron su cuerpo y anoche esperaban fuera reconocido por las autoridades.

Los vecinos expresaron su decepción por haber perdido todo durante la primera tormenta y seguir siendo abatidos ahora por Iota y el remanente de agua.

En Chamelecón, las zonas bajas de colonias como la Suyapa, Panting, Providencia, San Antonio, La Ceiba, 10 de Septiembre, Ebenezer, Santa Ana, Morales, Montebello, Sabillón Cruz y Lempira fueron las más afectadas.

kb-chamelecon7-191120(800x600)

Algunos que ya habían retornado a sus casas se mantienen refugiados en sus carros que han estacionado en las partes altas, otros se encuentran en albergues y casas de familiares y amigos.

“Pocos, pero algunos terminaron de limpiar y ya habían vuelto a sus casas. Es duro ver esto de nuevo. Cosas que andan flotando en las aguas”, dijo Karla Lara, de la colonia San Antonio.

Servicios básicos
Los pobladores de la Rivera Hernández y Chamelecón hacen un llamado a las autoridades para que en cuanto puedan retornar a sus casas a limpiar, les aseguren los servicios de agua potable y energía. Además, requieren limpieza en las calles.

Marco Tulio Paz, de la colonia Suyapa, dijo que esta vez el agua alcanzó niveles más altos y abarcó zonas que no fueron afectadas en la primera tormenta.

En la Rivera, la historia se repite, las colonias Flor de Cuba, Asentamientos Humanos, Alfonso Lacayo, La Frontera, Valle de Sula, la Central, Cerrito Lindo, la 6 de Mayo y Céleo Gonzales fueron las más afectadas.

237,000 pobladores residen en la Rivera Hernández y Chamelecón. En la Rivera hay unas 80 colonias y en Chamelecón 63.

“No habíamos terminado de limpiar, pero sí ya estábamos avanzados y ya con esto no dan ganas de regresar. Todo lo perdimos, no sé cómo nos recuperaremos”, expresó Salvador Martínez, de la colonia 6 de Mayo.

Rony Rodríguez, subcomisionado regional de Copeco, dijo que las inundaciones continuarán, ya que para hoy se esperan más crecidas en los ríos.

Detalló que las afectaciones en estas zonas fueron mucho mayores que con Eta, porque los bordos de contención de los ríos ya estaban fracturados y hubo más agua.

La Prensa