Discordia entre Congreso y CNE por propuesta de segunda vuelta electoral en Honduras

El Congreso de Honduras critica que el CNE asegure que aprobó la propuesta de la segunda vuelta electoral.

El Congreso Nacional deberá discutir el tema de la segunda vuelta electoral como parte de las reformas que se tienen previstas.
El Congreso Nacional deberá discutir el tema de la segunda vuelta electoral como parte de las reformas que se tienen previstas.

Tegucigalpa, Honduras

El clima electoral empieza a calentarse en Honduras y las chispas que encienden el debate entre el Congreso Nacional y el Consejo Nacional Electoral, CNE, son el censo electoral y la segunda vuelta.

Los temas no son un tema fácil, ya que empiezan a generar discordia por las atribuciones del poder del Estado y del organismo electoral.

Los tres magistrados del CNE realizaron en la tarde del miércoles una sesión en la que se discutió el uso del actual censo electoral para las elecciones primarias de marzo de 2021 y también la posibilidad de la segunda vuelta electoral en el país.

Cronograma
1. 13 de septiembre 2020
Convocatoria a Elecciones Primarias.
Electoral.
2. 14 de marzo 2021
Elecciones primarias en Honduras.
3. 27 de mayo 2021
Convocatoria a Elecciones Generales.

El tema del censo electoral no tuvo la mayoría por parte de los magistrados, pero la propuesta para realizar una segunda vuelta electoral obtuvo mayoría –dos votos contra uno- por el pleno de magistrados del CNE. A favor de la propuesta estuvo la magistrada presidenta Rixi Moncada, representante del partido Libertad y Refundación, y la magistrada Ana Paola Hall, representante del Partido Liberal. El magistrado Kelvin Aguirre, representante del Partido Nacional, consideró que la propuesta debe llevarse a una consulta popular y discutida por el Congreso Nacional.

Moncada, presidenta magistrada del CNE, señaló que en base al artículo 213, el organismo electoral puede realizar la iniciativa de ley, lo que ha sido interpretado como un exceso en las atribuciones, ya que ello es una función del Congreso y da pie al primer pulso que definirá las elecciones presidenciales en Honduras.

“Esta es una decisión histórica que a lo interno del CNE hayamos discutido y tomado la decisión por mayoría de apoyarla”, dijo Moncada, quien agregó que es importante que el órgano supremo se haya pronunciado a favor de la segunda vuelta electoral, pero ya mediante reforma electoral.

CNE2(1416x870)

Hay que destacar que si bien el Consejo Nacional Electoral es ente encargado del manejo administrativo del proceso electoral, no tiene facultades de reformar la Constitución o aprobar leyes, ya que esa facultad recae en el Congreso.

Incluso, el CNE es un organismo que se rige por la ley de su antecesor, el desaparecido Tribunal Supremo Electoral, que tampoco tenía esas facultades.

Directiva del Congreso de Honduras

El vice presidente del Congreso Nacional, Antonio Rivera Callejas, aseguró que una reforma constitucional en ese aspecto debe ser aprobada por el Legislativo con mayoría calificada, es decir 86 votos favorables de diputados y que en este momento no hay ambiente para ello.

“Las reformas electorales se han estado trabajando y consensuado por vario tiempo en el Congreso Nación, por instrucciones del presidente Mauricio Oliva. En este momento no hay ambiente para que la segunda vuelta sea aprobada, lo más factible es una consulta al pueblo”, dijo Callejas.

Agregó que lo que ha hecho el CNE la noche del miércoles es solo la opinión de un organismo colegiado.

El secretario del Legislativo, José Tomás Zambrano, criticó al CNE por querer engañar y confundir a la gente, ya que ese organismo no se puede exceder de sus atribuciones legales, violentando tanto las atribuciones del Congreso Nacional y la soberanía popular”, recalcó Zambrano.

La propuesta de la segunda vuelta también medirá las fuerzas en el Congreso Nacional, en donde los temas electorales reavivarán el pulso entre el Partido Nacional –con mayoría- y la oposición.

Lo cierto es que de realizarse la consulta popular, y si los hondureños la aprueban, el siguiente pulso sería si la reforma constitucional entraría en vigencia para los comisión generales de noviembre del 2021 o hasta en los comicios de 2025.

La Prensa