Resultados de hondureña con sospechas de coronavirus se darán en 48 horas

La mujer "presenta malestar general, tos, alguna dificultad respiratoria", detalló el viceministro de Salud.

Autoridades de la Secretaría de Salud hicieron un llamado a los hondureños 'a mantener la calma'. /

Tegucigalpa.

Una mujer hondureña, procedente de Taiwán, fue hospitalizada y aislada este martes en Tegucigalpa por sospechas de que pueda ser portadora del coronavirus, informó el viceministro de Salud de Honduras, Roberto Cosenza.

"Aquí estamos en el Tórax (Instituto Nacional), esperando. Los resultados de los exámenes se conocerán mañana", dijo a Efe el alto funcionario.

Agregó que la paciente, de quien no indicó su nombre, "no ha sido diagnosticada por coronavirus" y que la Secretaría de Salud está "siguiendo el protocolo" que dicta el reglamento sanitario internacional.

Según Cosenza, la mujer, que en el avión venía con indicaciones sanitarias, llegó al Aeropuerto Internacional de Toncontín, de Tegucigalpa, procedente de Taiwán, donde estuvo, al parecer por turismo, desde el 20 de enero.



La paciente hizo escalas en Estados Unidos y El Salvador antes de llegar a Tegucigalpa, y según la información preliminar de Cosenza a los periodistas, "presenta malestar general, tos, alguna dificultad respiratoria y, por lo tanto, se activó el protocolo para poder ser aislada en una de las salas del Hospital del Tórax".

El viceministro hondureño señaló que las autoridades sanitarias darán seguimiento de vigilancia epidemiológica a las otras personas que venían en el avión, y que la paciente permanecerá aislada durante 48 horas.

Cosenza recalcó que "no debemos alarmar a la población" e hizo un llamamiento a los hondureños "a mantener la calma".

La mujer hospitalizada habría tenido algún "nexo" con "personas diagnosticadas con coronavirus", por lo que la Secretaría de Salud ha procedido a ejecutar el protocolo que establece el reglamento sanitario internacional de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Los resultados de los exámenes físicos y de laboratorios se conocerán dentro de "24 horas", indicó el viceministro de Salud.

Hondureños en cuarentena

El lunes, la vicecanciller hondureña, Nelly Jerez, indicó a periodistas que ocho hondureños que viajan en un crucero que permanece en las costas de Japón están en cuarentena por el coronavirus, mientras que una universitaria de 26 años, que estudia en Hubei, China, solicitó ayuda al Gobierno de su país para regresar a Honduras.

Jerez dijo a los periodistas en Tegucigalpa que, en el caso de los ocho nacionales que se encuentran a bordo del crucero, hasta ahora ninguno ha dado positivo en las pruebas del coronavirus.

Agregó que dos de ellos son una pareja, de los que el hombre "en su momento presentó un cuadro febril, pero ya fue descartado".

Los otros seis hondureños son tripulantes que continúan con su trabajo dentro del crucero -que lleva más de 3.000 personas de unas 50 nacionalidades- y "no están siendo afectados hasta el momento", subrayó la alta funcionaria.



Jerez no precisó la identidad de los hondureños que están en el crucero, pero señaló que se mantiene una permanente comunicación con el embajador hondureño en Japón, Héctor Alejandro Palma.

Otro de los hondureños en cuarentena es la universitaria Katy Samantha Murillo Brooks, de 26 años, quien estudia en la provincia de Hubei.

En un video difundido en redes sociales, Murillo Brooks le hizo un llamamiento al Gobierno de Honduras para que la ayude a regresar a su país para volver a estar con su familia.

La universitaria dijo que es originaria de La Lima, departamento de Cortés, en el norte de Honduras, y que Hubei es vecina con Wuhan, la ciudad donde apareció el brote del coronavirus (COVID-19).

Clama por ayuda

"Tengo 26 años de edad, soy de la Lima Cortés, estoy estudiando en Hubei y por este medio quiero pedirle al Gobierno de la República de Honduras que me ayude a ser evacuada, ya que las circunstancias por las que estoy viviendo son muy difíciles", indicó Katy Samantha.

Agregó que lleva "22 días en cuarentena" y que "no he podido salir de mi habitación por la prevención al virus que se origino en Wuhan, la cual es nuestra ciudad vecina".

"Poco a poco nos estamos quedando sin alimentación y agua potable, y es por eso que le estoy pidiendo al Gobierno que me ayude, porque yo quiero regresar con mi familia, ya que el estrés y la ansiedad no me dejan dormir bien y la falta de una buena alimentación debilita mi cuerpo y mis ánimos", enfatizó.

En su más reciente actualización, la Comisión Nacional de Sanidad china informó este martes que hay 1.868 muertos y 72.436 infectados por la enfermedad.

La Prensa