Más noticias

Unos L3,920 millones debe la Enee a EEH por costos fijos

En 27 meses, la Enee ha pagado a EEH L6, 945 millones La deuda será uno de los puntos para renegociar el contrato.

Varios contratos inactivos de la Enee serán eliminados. Imagen de archivo. <br/>
Varios contratos inactivos de la Enee serán eliminados. Imagen de archivo.

Tegucigalpa, Honduras.

A la lápida que presiona las débiles finanzas de la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (Enee), se suma una deuda de 160 millones de dólares (alrededor de 3,920 millones de lempiras) con la concesionaria Empresa Energía Honduras (EEH), extremo que podría ser utilizado por el consorcio para lograr una renegociación del contrato fijado para siete años y de los cuales ya se cumplieron 27 meses.

En contraste con la deuda, la Enee ha pagado a EEH en concepto de costos fijos unos 283 millones de dólares (aproximadamente 6,945 millones de lempiras), cuyas cifras tendrán que conciliarse en el proceso de discusión del fideicomiso.

Actualmente, la Enee arrastra una deuda histórica de 55,000 millones de lempiras y un déficit en el flujo de caja de 11,000 millones, por eso el aumento del 10.8% a la tarifa de energía que entró en vigor el pasado 1 de abril fue interpretada como una salida para aliviar las endebles finanzas de la energética.

Las diversas cámaras de comercio del país le exigieron al Gobierno anular ese trancazo, porque “no es justo que el pueblo pague el descalabro de la Enee”.

Sin embargo, hasta ayer el aumento no fue revertido, lo cual ha causado malestar y repudio en la población.

Maletines
Sobre la cancelación del 52% de los contratos de generación de energía que no cumplen con el suministro, el titular de Energía, Roberto Ordóñez, dijo que vale aclarar que son contratos que no han iniciado operación comercial y por lo tanto la Enee no paga nada por ellos.Tampoco es correcto afirmar, dijo, que todos son contratos con empresas de “maletín”. “Hay empresas serias que tienen interés genuino de desarrollar los proyectos, pero no han completado sus trámites legales o cierres financieros.La Enee debe tener claridad en elegir los mejores, precisó.

El contrato. De acuerdo con el convenio entre el Gobierno y la EEH, la concesionaria debió recibir un pago mensual por costos fijos de 14.5 millones de dólares durante el primer año; 15.5, el segundo año; y 16.5, el tercer año. Esas sumas representan un pago mensual de entre L355 y 404 millones.

Investigaciones de Diario LA PRENSA arrojan que la estatal eléctrica solo ha pagado un monto de 10.5 millones de dólares mensuales (unos 257 millones de lempiras), una cifra por debajo del convenio por la operación y mantenimiento de las líneas de transmisión, así como la reducción de las pérdidas, lectura y cobro de la energía de más de 1.8 millones de usuarios.

Las indagaciones de LA PRENSA también revelan que, aparte de la deuda, EEH contabilizará los intereses por mora que están consignados en el contrato y que en su momento tienen que ser conciliados.

LEA: EEH reconoce que no cumplió con reducción de pérdidas

El compromiso de EEH por el pago de ese costo fijo, era reducir las pérdidas de 31.9 a 27.9 % a finales de 2017, meta que sí se cumplió. Para 2018, la meta de reducción era de 3%, pero EEH admitió que no cumplió y justifica que se debió a cambios de reglas de última hora que impuso el Gobierno.

En este escenario de reclamos económicos se avizora que habrá profundas discusiones, dado que, la Enee también invocará una cláusula del contrato que penaliza a EEH por cada kilovatio hora que no logró reducir por concepto de pérdidas.

Carta de inicio. De acuerdo con un ejecutivo de EEH, en principio aceptaron el pago de los 10.5 millones de dólares mensuales, para lo cual firmaron una carta de inicio de operaciones en la que otorgaron tres meses al Gobierno para que hiciera un estudio de costos eficientes “pero ya llevamos 27 meses y no ha terminado”.

10,000
medidores mensuales tiene previsto instalar EEH para bajar la alta tasa de lecturas de cobros que se hacen en base a un consumo promedio, por la falta de contadores en las viviendas.

Por esa razón, después de esos tres meses de iniciado el contrato de operación, EEH ha enviado religiosamente la factura a la Enee por el monto que está en el contrato.

“De hecho, el Estado tiene una deuda con nosotros por el orden de 160 millones de dólares por concepto de facturas no pagadas o diferencial, entre lo pagado y lo facturado solo por costo fijo”, expresó el ejecutivo.

La Enee acepta que desde un principio, tras varios análisis, se pactó con el consorcio únicamente el pago de 10.5 millones de dólares mensuales.

La Enee está clara que en ese punto no se modificó el contrato, sino que se llegó a un acuerdo, porque esa cifra estaba en consonancia con la capacidad de pago de la estatal eléctrica.

La empresa eléctrica admite que al solo pagar 10.5 millones de dólares al mes, el resto del dinero se convirtió en cuentas por pagar.

42, 731
clientes que se les facturaba con promedio, y que significaban en muchos casos pérdidas a la Enee, ahora tienen en sus viviendas medidores digitales.

Ante esa realidad, la Enee utilizará esa deuda como uno de los puntos para renegociar el contrato, pidiéndole a EEH que acepte de manera oficial un pago mensual de costos fijos por el orden de los 10.5 millones de dólares.

La propuesta de la Enee a EEH será que esos 10.5 millones queden indexados a la inflación anual, cuyo comportamiento en los últimos años ha oscilado entre 4 y 5%.

La Enee entiende que EEH también pedirá nuevas concesiones y una de ellas es la extensión del contrato, lo que la estatal considera positivo, porque se ahorraría la deuda que tienen con el consorcio, siempre y cuando este acepte la idea.

El Gobierno considera que para lograr una buena renegociación, todos tienen que ceder parte de los beneficios consignados en el contrato.

Plan de inversiones. El contrato entre la Enee y EEH tiene varios objetivos: Operar y mantener la red de energía, reducir las pérdidas, hacer la lectura de los medidores y cobrar la energía.

Para lograr esas metas, EEH se comprometió a efectuar una inversión durante los siete años de 358 millones de dólares ( unos 8, 771 millones de lempiras), pero la concesionaria no ha logrado obtener todo ese dinero.

El primer año invirtieron, según ellos, 33 millones de dólares (alrededor de 808 millones de lempiras) y el segundo año 57 millones de dólares (1, 396 millones de lempiras).

Para el tercer año lo programado son 56 millones de dólares (aproximadamente 1, 372 millones de lempiras).

Sobre las pérdidas, EEH dice que si bien es cierto son un problema técnico, también dependen de los comportamientos sociales.

Aunque no ha trascendido oficialmente, ejecutivos de EEH confiaron a LA PRENSA, que la renegociación del contrato está bien avanzada, pero aún no hay una respuesta formal del Gobierno.

El presidente, Juan Orlando Hernández, anunció ayer oficialmente la discusión del contrato con personeros del consorcio, y adelantó que la idea es encontrar puntos de coincidencia que repercutan de manera positiva en el pago de las tarifas que se se aplican a los usuarios en todas las categorías.

Hasta L.1,200 millones se pierden por los apagones

. Los apagones de energía generan pérdidas que en un promedio de ocho horas pueden alcanzar entre 800 y 1,200 millones de lempiras, según un análisis del presidente del Colegio Hondureño de Economistas (Che), Luis Guifarro.Esta cifra coincide con la del empresario Luis Larach que hace unos dos años expresó que las pérdidas diarias por apagones oscilaba entre 700 y 800 millones de lempiras.

Guifarro expresó que la región más afectada es Cortés, especialmente San Pedro Sula y sus alrededores que es donde descansa el mayor parque industrial del país.De acuerdo con el presidente de los economistas, casi el 50% del producto interno bruto (PIB) se concentra en esa zona.

“Si hay un apagón de ocho horas y eso abarca el valle de Sula, por lo menos se estarían perdiendo entre 800 y 1, 200 millones de lempiras diarios”, precisó el economista y catedrático universitario.De acuerdo con cifras oficiales, el PIB podría alcanzar este año alrededor de 600, 000 millones de lempiras, más o menos.
El entrevistado explicó que es difícil conocer la distribución del PIB por área geográfica porque el Banco Central de Honduras (BCH) no genera esa estadística de manera puntual.

La Empresa Nacional de Energía Eléctrica (Enee) reconoceque últimamente los apagones disminuyeron por la estabilización del sistema, pero en una gran parte de San Pedro Sula persiste el problema y muchas industrias no pueden producir de forma estable, ni mucho menos pueden expandir su producción.

Daños por tarifas. Sobre los daños a la economía que provocará el nuevo ajuste tarifario, Guifarro advirtió que provocará un crecimiento general de los precios porque la actividad productiva en Honduras se mueve sustanciamente a base de la energía eléctrica.

A juicio del economista, en el plan de rescate de la Enee se debe incluir como tema de discusión, el costo real de la energía que suministran los diferentes proveedores.

Por otra parte, varios de los contratos vigentes deben ajustarse a las condiciones económicas actuales, en lugar de las que se fijaron en un momento que sus costos y riesgos eran mayores a los actuales.
Por ejemplo, citó Guifarro, se debe aplicar claúsulas escalatorias, en las que se incluyan reglas claras en el pago de conceptos como costos fijos, que en muchos casos ya no se justifican, porque las empresas recuperaron su inversión o parte de ellas.

Sobre la idea de dividir la Enee en tres empresas para volverla competitiva, el experto manifestó que duda mucho de que se logre ese objetivo, porque antes se deben considerar varios aspectos y uno de ellos es la transparencia, que en la actualidad es muy cuestionada en diferentes instituciones.