Más noticias

Se preparan para una sequía severa en Honduras

Por ahora hay frijoles y maíz, pero temen carestía en los próximos meses

El “culpable” de la sequía anunciada será el fenómeno natural El Niño.
El “culpable” de la sequía anunciada será el fenómeno natural El Niño.

Tegucigalpa, Honduras

Los productores agrícolas se aprestan a preparar tierras para la primera siembra entre la incertidumbre por la sequía anunciada por expertos a causa del fenómeno El Niño y la dificultad que tendrán algunos para acceder a préstamos con la banca estatal.

“Este último año ha sido malo y el que nos espera parece que será peor con la sequía que dicen que vamos a tener”, dijo a Efe Raúl Urbina, un pequeño productor campesino mientras esperaba en su pequeño carro de trabajo vender 26 quintales (sacos de 45.4 kilos) de maíz en un mercado de mayoreo en Tegucigalpa.

Agregó que cada año cultiva seis manzanas de maíz, de las que en promedio cosechó unos 25 quintales por parcela, lo que considera es “muy poco” y atribuye “a las pocas lluvias”.

Por la falta de lluvias, Urbina, quien solamente hace una siembra al año, perdió su cosecha de frijoles y nada le augura que este año las cosas mejoren, sino todo lo contrario, pues lo que han anunciado expertos es una fuerte sequía a partir de marzo.

La paradoja de Urbina es que donde cultiva, en Tapiquile, departamento de Olancho, uno de los más fértiles del país, cruza un río que siempre tiene agua, pero no puede llevarla hasta su parcela de tierra para regar sus milpas de maíz y frijol rojo, porque no tiene un sistema de riego debido a que su coste “es alto”.

Urbina también es de los muchos pequeños productores hondureños de granos que no pueden tener acceso a préstamos de Banadesa, porque no califica por los requisitos que exige una institución que atraviesa una crisis por fallas administrativas que arrastra desde hace varias décadas.

Por ahora hay suficiente existencia de maíz y frijoles porque acaba de salir la cosecha de postrera; pero algunos productores están guardando granos porque saben que entre marzo y abril el coste comenzará a subir.