Guadalajara, México.

El cantante mexicano Christian Nodal ofreció la noche del viernes un concierto en el Palenque de Guadalajara donde cientos de personas corearon sus más grandes éxitos, pero también los asistentes comenzaron a gritar el nombre de su ex novia Belinda, pero no para elogiarla o cantar alguna de sus canciones, sino que le agregaron una grosería al final de su nombre.

Nodal se presentó durante el primer día de actividades de las Fiestas de Octubre y este evento fue la primera de cuatro noches que dará show en la ciudad. Así apareció en el escenario para dar comienzo a su “Forajido Tour”, sin embargo, los tapatíos tuvieron la idea de crear una porra que al parecer para el cantante fue un tanto incómoda.

Puede leer: Lanzarán álbum completo de canciones inéditas de Jenni Rivera por aniversario de su muerte

Y es que, en una pausa del concierto, sus fans corearon la frase “Beli, Beli, Beli, Beli, ching** a tu madre”, y aunque artista intentó por un momento ignorar lo que sus fans estaban gritando fue bastante evidente su desagrado, aunque finalmente no pudo evitar reírse al final de la frase.

Acompañado brindó un concierto de poco más de dos horas, donde estuvo acompañado de un mariachi e inició cantando “Se me olvidó”, “Ay ay ay” y “La mitad”, mostrándose agradecido y feliz con su público al aceptar flores y hasta intercambiando sus tejanas. Pero su público enloqueció cuando tocó el turno de “Botella tras botella” y “De los besos que te di”.

También: Kim Kardashian es multada por 1,26 millones de dólares y ésta es la razón

Y es que, en una pausa del concierto, sus fans corearon la frase “Beli, Beli, Beli, Beli, ching** a tu madre”, y aunque artista intentó por un momento ignorar lo que sus fans estaban gritando fue bastante evidente su desagrado, aunque finalmente no pudo evitar reírse al final de la frase.

Acompañado brindó un concierto de poco más de dos horas, donde estuvo acompañado de un mariachi e inició cantando “Se me olvidó”, “Ay ay ay” y “La mitad”, mostrándose agradecido y feliz con su público al aceptar flores y hasta intercambiando sus tejanas. Pero su público enloqueció cuando tocó el turno de “Botella tras botella” y “De los besos que te di”.