Brad Pitt quiere desaparecer de Hollywood por un tiempo

El actor asegura que tiene ganas de hacer otras cosas. “Creo que esa es la clave para mantenerme creativo y permanecer junto a la gente que quiero”

56 años tiene el también productor de cine y televisión que asegura se alejará poco a poco de las cámaras para centrarse en otras ocupaciones siempre dentro de la industria.
56 años tiene el también productor de cine y televisión que asegura se alejará poco a poco de las cámaras para centrarse en otras ocupaciones siempre dentro de la industria.

Los Ángeles, California

El primer personaje de Brad Pitt fue el de un pollo... a las afueras de uno de los restaurantes de una conocida cadena de comida rápida en Los Ángeles, California.

Corría 1986 y recién había llegado a la metrópoli del séptimo arte. No tenía dinero ni experiencia como actor, así que hacer de pollo fue uno de los muchos trabajos que le permitía pagarse las clases que poco después lo llevarían a ser la leyenda que este mes ganó el Óscar por Había una vez en Hollywood, la oda a la meca del cine de Quentin Tarantino.

“Es tiempo de darle un poco de amor a nuestros coordinadores y equipos de dobles”, dijo el actor de 56 años al recibir el galardón, en alusión a su papel de un doble de acción en la cinta.

Esa fue su segunda estatuilla, pero la primera como actor. En 2014 ganó como productor de “12 años de esclavitud” y en la maleta lleva otras cuatro nominaciones, la primera en 1996 por su papel en “12 monos”.

Pero Brad Pitt ha dicho que no se hizo actor por los premios. Nunca le quitaron el sueño, tampoco le hicieron falta para construir su fama, entre el talento y una belleza física que lo encumbró dos veces como el hombre vivo más sensual, según la revista People.

En un momento, le preocupaba que la gente pensara que era solo un físico privilegiado y nada más, según él mismo confesó en una entrevista con Charlie Rose en 2004, en el canal público PBS. “Hoy, lo acepto”, dijo con su habitual sentido del humor.

Vp Brad2 240220(800x600)
Brad junto al director Quentin Tarantino y sus compañeros de reparto de “Había una vez en Hollywood” Margot Robbie y Leonardo DiCaprio.

Sus inicios

Pitt es oriundo de Misuri, creció en el seno de una familia rural de protestantes radicales y sorprendió a todo el mundo cuando un día decidió partir solo en su auto hacia Los Ángeles, apenas a dos semanas de terminar sus estudios universitarios en periodismo.

Al llegar tenía apenas 325 dólares en el bolsillo y cero preparación como actor.

Fue chofer de estríperes y entregaba refrigeradores a estudiantes universitarios... y claro, promocionaba a la cadena Pollo Loco con el disfraz emplumado en el bulevar Sunset. Todo lo que le permitiera reunir dinero para costear su formación.

Para no preocupar a sus padres, les dijo que estaba estudiando en el Art Center College of Design en Pasadena. Al conseguir su primer trabajo de actuación, nueve meses después, contó la verdad.

Siempre tuvo claro que quería hacer películas, rechazando las ofertas para trabajar en comedias de situación que le llegaban.

Su salto al estrellato llegó con Thelma y Louise en 1991, a la que le siguió Kalifornia, en la que no dudó de hacer de villano. Ha trabajado con los hermanos Coen, Terrence Malick, Terry Gilliam, Alejandro González Iñárritu, Steven Soderbergh y, por supuesto, Tarantino, que lo juntó en la pantalla con Leonardo DiCaprio.

Entrevista con el vampiro, Leyendas de pasión, Fight Club, La gran estafa se cuentan entre sus éxitos cinematográficos. Por Siete años en el Tíbet fue vetado de por vida por el gobierno chino.

Vp Brad4 230220(800x600)
Brad también contó que Bradley Cooper ha sido su apoyo para mantenerse sobrio.

Quiere más

Al preguntarle a Pitt si estaba viviendo el mejor momento de su vida tras ganar el Óscar como Mejor Actor de Reparto por Había una Vez... en Hollywood, contestó que no necesariamente, porque aún espera que suceda más cosas.

“Esto es una comunidad con amigos a los que amo y que hemos hecho cosas juntos. Lo he estado haciendo por 30 años, y siento una responsabilidad más grande que nada, más que eso que una racha de victorias. Si pienso en el futuro, creo que es momento de desaparecer por unos instantes y luego, regresar para hacer nuevas cosas”, apuntó.

“Realmente tengo muchas ganas de eso. Creo que ahí puede estar la clave, en mantenerme creativo y permanecer junto a la gente que quiero”, dijo en una entrevista en el programa Good Morning America. Se desconoce si esta es una decisión temporal o si va para largo, pues el protagonista de Ad Astra parece no tener clara esa respuesta todavía. Sus seguidores confían que se trate simplemente de un parón puntual para recargas pilas y volver a la profesión con fuerzas.

También mencionó lo que pasaría si sus vástagos le pidieran permiso para dedicarse a lo mismo que él. “Hablemos de eso cuando tengan 18, pues sinceramente no sé. Quiero que ellos persigan sus deseos, que sigan sus pasiones, lo que sea, que hagan lo que les interesa. Y entonces, pensarlo y guiarlos de la mejor manera que pueda, pero sí creo que ellos deben de tratar en todo lo que quieran y descubrir dónde está lo que les apasiona. Entonces, si ellos quieren eso ¿por qué no?”, dijo el exesposo de Angelina Jolie y padre de seis chicos.

La Prensa