San Pedro Sula, Honduras.

La joven Shadya Susset tiene 27 años de edad y es un ejemplo de que que nunca hay que rendirse para cumplir los sueños de la infancia.

“Desde que tengo 6 años jugaba con un hornito, me apasiona mucho la cocina y quería estudiar gastronomía, pero al graduarme las opciones de becas en el extranjero y la oportunidad de costearme una universidad fuera del país era difícil, así que leyendo y con prueba y error fui aprendiendo mucho sobre los postres”, comienza Shadya.

La emprendedora originaria de San Pedro Sula comenzó vendiendo sus pasteles y postres en su lugar de trabajo, bazares de la universidad, aunque su emprendimiento todavía no tenía nombre.

$!Los pasteles y postres de “Cravings”.

“Cuando empecé a trabajar en una empresa de publicidad me motivaron a ponerle nombre y vender más, así es como nace Cravings, sin embargo llegué a desarrollarlo por completo durante pandemia, ya que disponía de más tiempo para realizarlos”, asegura.

Instagram

En su negocio vende varios de postres como cheesecake, tiramisú, pasteles con lustre buttercream, hummus y tablas de quesos. La joven realiza envíos a domicilio de sus productos en San Pedro Sula.

$!La sampedrana también realiza tablas de queso.

Para realizar pedidos, los clientes pueden contactar a Shadya a través de las redes sociales en Facebook e Instagram como “CravingsHN”.

“Empecé a vender con menos de mil lempiras en mi cuenta para invertir, a medida iba vendiendo iba invirtiendo y guardando dinero para compras específicas, trazar todo lo que quería en lápiz y papel me ayudó mucho a tener siempre a la vista lo que buscaba lograr”, añade la joven, que también es Licenciada en Diseño Gráfico.

Instagram

“Muchas veces no entendemos porque no se nos abren puertas a las que queremos entrar, muchas veces no es nuestro tiempo, otras veces no es la manera o no es la puerta correcta. Creía que no iba a lograr nada porque no había podido estudiar lo que anhelaba desde pequeña, pero los planes de Dios eran otros para mi vida, Cravings es hoy lo que es por la gracia que Dios ha puesto en mi”, comparte la repostera.

Instagram

Y finaliza diciendo: “La carrera en diseño me ayudo mucho a aprender a vender mi producto y el trabajo en publicidad me enseñó a como posicionarme y diferenciar mi target, junto con muchas cosas más, todo obra para bien es cuestión de ser pacientes y disciplinados, trabajar fuerte por lo que queremos”.

Instagram

Apoyamos a los emprendedores

¿Eres emprendedor y quieres que los demás conozcan tu historia, negocio o restaurante? Envía un mensaje con tu información al correo emprendedores@laprensa.hn