Industria textil recupera su nivel de exportación tras reinventarse

De forma ágil, modificaron y adaptaron sus plantas de manufactura en tiempo récordPara julio alcanzó el 77% del promedio de exportaciones de 2019

a industria textil ha encontrado en el mercado de suministros de bioseguridad una oportunidad para recuperar los niveles de exportación que tenía antes de la pandemia, lo que demuestra su alta capacidad de adaptación y creatividad en tiempos de crisis.
a industria textil ha encontrado en el mercado de suministros de bioseguridad una oportunidad para recuperar los niveles de exportación que tenía antes de la pandemia, lo que demuestra su alta capacidad de adaptación y creatividad en tiempos de crisis.

Tegucigalpa, Honduras

A pesar del impacto del coronavirus en la economía del país, la industria textil maquiladora espera alcanzar los niveles de exportación que obtuvo en 2019, aseguró Mario Canahuati, presidente de la Asociación Hondureña de Maquiladores (AHM).

Muestra de ello es la recuperación observada a julio del presente año cuando las exportaciones ascendieron a 64 millones de metros cuadrados, equivalentes al 77% del promedio de las exportaciones de 2019. “Esperamos que al finalizar este año la industria alcance el ritmo que tenía antes de la pandemia”, dijo el empresario textilero.

1,500
millones de lempiras llegan a la economía local como resultado de los salarios pagados a los trabajadores, aun durante la crisis sanitaria provocada por la pandemia

A su juicio, la recuperación de los niveles de exportación de la industria maquiladora está muy relacionada con el aprovechamiento de las oportunidades que se presentan en el mercado de suministros de bioseguridad.

“La pandemia por covid-19 nos ha demostrado que nadie está exento de enfrentar desafíos y pruebas, y son estos los que nos han enseñado a ver los retos como oportunidades para reinventarnos como personas, como industrias y como nación”.

Maquila Hondureña.3(800x600)
Se espera que a finales de este año recupere su ritmo de crecimiento.

Reinventarse

Durante abril y mayo, las exportaciones de la industria textil prácticamente se paralizaron, lo que significó una caída del 6.3% del valor monetario promedio de exportaciones de 2019.

Ante esta crisis, la industria textil maquiladora tuvo que transformarse y junto a sus trabajadores reaccionaron de manera oportuna modificando y readaptando su plantas de manufactura en tiempo récord para la fabricación de mascarillas e indumentaria médica, a fin de atender la emergencia nacional e internacional.

77
millones de mascarillas se han producido y exportado de marzo a julio de 2020, adicionales a los 9 millones que se fabricaron para que el Gobierno abasteciera a la población vulnerable.

De marzo a julio, la industria fue capaz de producir y exportar 77 millones de mascarillas, en los que ha alcanzado altos niveles de excelencia en términos de producción y calidad. También se fabricaron nueve millones de mascarillas para que el Gobierno pudiera abastecer con estos suministros a la población más vulnerable del país. Asimismo, se fabricaron más de 2.8 millones de docenas de batas.

El empresario señaló que la industria textil maquiladora refleja una extraordinaria capacidad de resiliencia, es decir, que le permite adaptarse a las circunstancias, superar las adversidades y aprovechar las oportunidades, “pero sobre todo ha demostrado ser una industria solidaria en tiempos de crisis”.

Destaca que durante años la industria textil ha contribuido al desarrollo económico del país, siendo pilares en la generación de empleos, lo que ha beneficiado a miles de hondureños que han encontrado en la maquila la oportunidad de crecer, educarse, obtener su propia casa y realizar sus sueños en Honduras.

La Prensa