Más noticias

La inteligencia artificial transforma industria de los servicios financieros

La banca ha sido pionera en la implementación de canales digitales para sus clientes.

Una joven ingeniera utiliza su tableta digital para operar un brazo robótico.
Una joven ingeniera utiliza su tableta digital para operar un brazo robótico.

Nueva York, Estados Unidos.

Los servicios financieros están cambiando en su estructura y regulación de mercados globlales debido a la inteligencia artificial.

Lo anterior está expuesto en el informe La nueva física de los servicios financieros en la que explora cómo esta combinación de algoritmos transformará las realidades en las operaciones de cara al cliente y en el ámbito interno.

El reporte está elaborado por el Foro Económico Mundial (WEF) y apoyado por proveedora de servicios Deloitte.

A criterio de Gilles Maury, director de Consultoría de Deloitte, el sector financiero ha sido pionero en invertir en la transformación digital, a través de implementación de canales digitales, atención de un solo canal a los clientes, capacitación hacia una cultura digital y empleo de la metodología ágil para la ejecución de proyectos transversales.

A pesar de ello, la actividad se encuentra frente a una disrupción radical y ante ello, la inteligencia artificial surge como un diferenciador capaz de convertir los datos de la organización en valor para los clientes por medio de nuevas soluciones y permitiendo una relación más personalizada con los consumidores.

El desafío está en que operar con este nuevo modelo implica un rediseño total de la entidad financiera.

Esta será el corazón de un ecosistema en el que participan proveedores de tecnología en la nube o fintech (tecnología financiera).

“El banco o la aseguradora dejará gran parte de sus expertos a estos entes, mientras se enfocará en el conocimiento de su cliente”, agrega Maury.

Las organizaciones que se rehúsen a esta revolución y mantengan altos costos de operación, así como las que no logren convertirse en imanes para proveedores de innovación, podrán perder su competitividad y sus oportunidades en el mercado.

“Los impactos transformadores de la inteligencia artificial requerirán un nivel de compromiso público-privado para comprender y moldear de manera continua el futuro de los servicios financieros”, dice Jesse McWaters, líder de Innovación Financiera del WEF.

“Mientras las preguntas emergentes sobre protecciones al consumidor y los riesgos sistémicos siguen siendo competencia de los reguladores, responder con efectividad a esos desafíos demandará colaboración entre interesados públicos y privados, con el fin de resolver incertidumbres regulatorias y administrar los riesgos y oportunidades de la inteligencia artificial en los servicios financieros”, sostiene el especialista.

Deloitte provee servicios de auditoría, consultoría, asesoría financiera, gestión en riesgos, impuestos y servicios relacionados a clientes de múltiples industrias.