SAN PEDRO SULA. Los cuerpos de los dos hermanos Samir Aguilar Guifarro (de 18 años) y Kevin Aguilar Guifarro (de 17) hasta ayer no habían sido encontrados.

Los familiares de los jóvenes recibieron videos y fotografías donde se mira cuando estaban desmembrando sus cuerpos después de ser privados de libertad el sábado en la colonia Villa Ernestina de San Pedro Sula por pandilleros.

Las cabezas de los dos hermanos fueron encontradas el lunes en una calle de la colonia Ade de Choloma, pero sus cuerpos no han sido hallados.

Candy Aguilar, madre de los hermanos, quien ayer llegó a la morgue forense donde están las cabezas de sus hijos, dijo que los cuerpos de Samir y Kevin hasta ayer no habían aparecido.

Manifestó que no se explica por qué mataron a sus hijos de esa manera, pues eran muchachos que se dedicaban a trabajar.

Autoridades de Medicina Forense informaron que hasta ayer no se había registrado el ingreso de los cadáveres de los hermanos e indicaron que para hacerle entrega de las cabezas a sus parientes será a través de pruebas de ADN.

Las autoridades policiales todavía no tienen pistas de los responsables del dantesco crimen contra los hermanos Aguilar Guifarro.