24/06/2024
01:43 PM

Empresarios apoyan estado de excepción en Colón ante violencia

  • 25 abril 2022 /

De 9:00 pm a 6:00 am ninguna persona puede circular en el departamento durante 10 días. Campesinos organizados piden que no los relacionen con muerte de policías.

TOCOA

El asesinato de los policías Jairo Marcelino Posadas, Juan Carlos Murillo y Jonathan Josué Ramos el domingo en aldea Agua Amarilla, Trujillo, ha suscitado tensión en el Bajo Aguán.

Este hecho criminal y otros más que se han dado en la zona en los últimos días llevó a la presidenta Xiomara Castro a restringir la libre locomoción en los diez municipios de Colón por diez días. La orden del Ejecutivo entró en vigor el 24 de abril.

“Declaro estado de excepción en Colón a partir de las 9:00 pm. Instruyo restringir circulación y fronteras de Colón, estableciendo retenes en todo el país hasta capturar a despiadados criminales. Nuestra solidaridad con familiares y Policía”, escribió la mandataria en sus redes sociales. Los pobladores deberán acatar esta disposición, la cual está sujeta de 9:00 pm a 6:00 am.

Para la Cámara de Comercio e Industrias de la ciudad de Tocoa, la medida es buena porque busca bajar los altos indices de criminalidad. En el departamento de Colón, desde 2012 hay una ley que prohíbe la portación y uso de armas.

“Estamos apoyando al Gobierno y tenemos que poner de nuestra parte, especialmente el comercio nocturno. Esta medida de estado de excepción es necesaria en esta zona; lastimosamente se tuvo que esperar la muerte de los tres policías”, dijo Saúl Alemán, presidente de la Cámara de Comercio.

Datos

1__Las autoridades policiales ofrecieron recompensa de medio millón de lempiras por información que se proporcione sobre el caso y los criminales.

2__En el Bajo Aguán hay cerca de 15,000 hectáreas de fincas de palma africana invadidas por grupos campesinos. Actualmente están en una negociación con el Gobierno de la república.

“Aquí todos los días matan a una persona, y conocida. Desde comerciantes y ganaderos, ya sea por asaltos o por nada”, agregó Alemán.

Óscar Nájera, empresario del sector de la palma africana y exdiputado del Congreso Nacional por Colón, cuestionó el decreto del Gobierno.

“Esta medida de excepción no va a solucionar el problema. Lo que se necesita es que los militares cuiden todo el departamento y acaben con los invasores”, señaló el político nacionalista.

Rearme

Adán Fúnez, alcalde de Tocoa y además gobernador de Colón, pidió al Gobierno suspender el decreto que prohíbe la portacion de armas en el Bajo Aguán.

“No es posible que los delincuentes anden armados y la gente honrada que tiene sus bienes no anden un arma para protegerse”, agregó Fúnez.

Desde que ocurrió la muerte de los tres agentes policiales, la Policía Nacional inició una intensa búsqueda de los responsables del crimen.

“Nos han llegado desde Tegucigalpa 200 policías para apoyar los operativos en Colón y van a seguir llegando porque la idea es que recibamos unos quinientos”, dijo el subcomisionado Carlos Gonzáles, jefe policial de Colón.

Ayer también se trasladaron a la zona en el helicóptero Halcón 3 agentes policiales especialistas en ubicación y capturas, para desarrollar operaciones de allanamiento y otras acciones en Colón.

La Policía informó ayer sobre la captura de un sospechoso, pero en horas de la tarde descartó que esté involucrado en el crimen.

Experto

Rafael Sarmiento, diputado comisión de seguridad:

“Apoyamos a la presidenta xiomara castro en busca de la paz en colón” .

Empresarios apoyan estado de excepción en Colón ante violencia

Reaccionan

Vitalino Álvarez, secretario de comunicaciones del Movimiento Unificado Campesino (Muca), pidió a las autoridades y a todos los sectores no involucrar a los campesinos con la muerte de los policías.

“Estos son actos individuales de grupos criminales organizados que operan en la zona, y la Policía sabe el nombre de esas bandas. Queremos dejar claro que la muerte de los policías no están vinculadas con los campesinos, nosotros estamos solo en lucha por la tierra”, dijo Álvarez.

Bandas delictivas

Desde hace algunos años, personas que residen en la margen izquierda del río Aguán han venido denunciando a dos bandas delictivas que operan en el sector.

Estas son conocidas como los Sabas y Canecho, dedicadas al asalto de carros repartidores, invasiones de fincas de palma africana para el robo de la fruta y al sicariato.

A mediados de febrero, estos grupos criminales se enfrentaron a balazos en la finca El Milagro, de Trujillo, lo que dejó cuatro muertos y tres carros quemados.

Según testigos, y que está en investigación, los agentes que perdieron la vida patrullaban en la aldea Agua Amarilla, en ese momento se encontraron con varios miembros de una de estas bandas que se conducían en un carro rojo; al hacerles señal de parada, estos respondieron con disparos lo que les provocó la muerte a los tres policías.