"Reclusos dicen que así como maté a mi hija me pueden matar a mí": Hombre que degolló a bebé

Luis Alberto Rodríguez le arrabató la vida a su hija de cuatro meses el pasado 17 de noviembre en El Paraíso.

Momento en que Luis Antonio Rodríguez fue presentado por las autoridades.
Momento en que Luis Antonio Rodríguez fue presentado por las autoridades.

Tegucigalpa, Honduras.

Luis Alberto Rodríguez Vallejo (19), señalado de matar a su bebé de cuatro meses, dijo este miércoles que teme por su vida dentro de la cárcel de máxima seguridad conocida como La Tolva, en Morocelí, El Paraíso.

"Los reclusos me dicen que así como maté a mi hija me pueden matar a mí", dijo con la mirada y rostro hacia abajo Rodríguez Vallejo, quien fue rapado y llevado esta mañana a la morgue de la capital para realizarse una prueba de ADN.

Lea también: Alcalde de La Ceiba, su jefe de prensa y un regidor sufren accidente

El hombre mencionó que se arrepiente y que necesita ayuda psicológica. "El día que pasó todo yo le supliqué a ella (pareja) que se viniera conmigo y no quiso, entonces el papá me salió con un machete y dijo que si no me iba me mataría. Cuando entré a la casa se me metió el diablo, mis padres estaban allí cuando maté a la niña, me dijeron que no lo hiciera", expresó Rodríguez Vallejo.

-Consternación y repudio-

Días atrás, el hombre terminó con la vida de su hija de un machetazo en su cuello, molesto porque supuestamente su pareja los había abandonado, en un acto de salvajismo tomó a su bebé, la sacó de la casa y la degolló de un machetazo.

Familiares que estaban en la vivienda intentaron quitarle a la menor. De acuerdo con las declaraciones dadas por Luis Inés Rodríguez, padre del hechor, quien confesó el crimen, el hombre llevó a la niña a un cafetal que está cerca del patio de su casa.

reo.542(1024x768)
Así llegó Rodríguez Vallejo este miércoles a Medicina Forense en Tegucigalpa.


¡Por Rosa hago esto!”, gritaba airadamente, “¡Cúrenme, cúrenme, que esa mujer me tiene hechizado, no la puedo olvidar, esa mujer me tiene loco!”, gritaba el hechor mientras sacaba de la casa a la bebé, contó Luis Inés Rodríguez.

Lea también: Tres detenidos deja un operativo en Olancho

Los familiares del homicida avisaron a la Policía Nacional, que llegó al lugar del crimen, capturando infraganti al joven. “En ese momento no supe qué hacer, se me metió el diablo por mi pobre hija”, dijo entre lágrimas el agresor al ser capturado por la Policía.

La madre tuvo que dejar a su bebé para buscar trabajo en los cortes de café en una zona de El Paraíso, conocida como Las Selvas, para poder mantener a su hija. Afirmó que a menudo tenía problemas con el padre de la pequeña.