Enee habilita más de 430 lámparas en San Pedro Sula

La estatal no cuenta con nuevas lámparas para instalar y en zonas donde no hay solo hacen reparaciones.

Cuadrillas reparan lámparas en el sector suroeste de la ciudad.
Cuadrillas reparan lámparas en el sector suroeste de la ciudad.

San Pedro Sula.

Más de 437 lámparas han sido reparadas y habilitadas por la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (Enee) durante las dos semanas que lleva el operativo de alumbrado público en San Pedro Sula.

Ayer comenzó la tercera semana del operativo nacional que consiste en el mantenimiento y operación de la red iniciando en los municipios del Distrito Central, San Pedro Sula, La Ceiba, Comayagua, Choluteca, San Lorenzo, Juticalpa y Catacamas. Los trabajos están planificados en tres fases.

La primera es el apagado de luminarias que se encuentran encendidas en la red de distribución, lo que representa pérdidas técnicas a la empresa de aproximadamente $8.4 millones al año, San Pedro Sula representa un 2% de esas pérdidas.

La segunda y tercera fase es dar respuesta a la solicitud de los abonados y sustituir algunas lámparas de mercurio por tecnología led. La inversión con fondos nacionales para este operativo es de unos 43 millones de lempiras, unos 17.5 millones se destinarán a la zona norte.

Leonardo Ramos, coordinador regional noroccidental de la Enee, declaró que la primera semana del 8 al 15 de febrero repararon y habilitaron 256 luminarias.

“En bulevares dentro de la ciudad muy poco (se han reparado y cambiado) nos estamos centrando más en colonias”, dijo Ramos.

En la semana del 15 al 21 de febrero repararon 137 lámparas, cambiaron cuatro lámparas y apagaron 21 que se mantenían encendidas y habilitaron 19 lámparas.

La Enee planea habilitar y reparar unas 12,000 lámparas en San Pedro Sula, Choloma, La Lima, Villanueva y Potrerillos.

Actualmente, la estatal no cuenta con nuevas lámparas para instalarlas en zonas oscuras, sin embargo, hay patronatos que compran las luminarias y la Enee las instala.

En San Pedro Sula, una de las zonas más oscuras es el segundo anillo en donde malhechores se robaron unas 80 lámparas led.

“El segundo anillo no solo está destruido por los baches también es un peligro por la oscuridad que impera en la noche y no hacen nada al respecto”, reclamó el conductor Gustavo Martínez.

La Prensa