Solo el 55% de los alumnos de San Pedro Sula está activo en clases virtuales

La dirigencia magisterial exige a la Secretaría de Educación una mejor estructura, pago de internet y que aclare proceso de evaluación de estudiantes.

La Secretaría de Educación indicó que es casi seguro que no se vuelva a las aulas este año.
La Secretaría de Educación indicó que es casi seguro que no se vuelva a las aulas este año. /

Tegucigalpa, Honduras.

Para la dirigencia magisterial, asociación de padres de familia y estudiantes sampedranos, la Secretaría de Educación, en 15 semanas de pandemia, ha tenido más desaciertos que logros en la creación de una red educativa digital funcional.

Raúl Soberani, presidente del Colegio Profesional Unión Magisterial de Honduras (Coprumh), dijo que a más de 110 días de clases digitales, la Secretaría de Educación no ha asignado una partida presupuestaria para costos de internet y reacargas, tanto para padres de familia como para docentes.

Los profesores para poder impartir los conocimientos han costeado estos servicios durante estos meses; sin embargo, ya no tienen capacidad pues gastan más de 400 lempiras mensuales, solo en recargas celulares, para mantener activo el WhatsApp, la principal herramienta.

LEA: Vendedores del Guamilito piden que reconstrucción de mercado sea socializada

Soberani también asegura que los docentes se fueron al autoaislamiento sin la capacitación necesaria para dar clases virtuales y que esta modalidad a distancia deja muchas lagunas en el aprendizaje de los niños y jóvenes, además que considerables familias carecen de computadoras.

Para el dirigente, en marzo un 90% de los estudiantes de Cortés y San Pedro Sula estaban conectados con sus profesores, pero en esta primera semana de julio ya solo permanecen en clase entre el 55% y 60%.

Claves
1. Docentes
En el país hay más de 57,000 docentes, en Cortés se encuentran 12,000 y San Pedro Sula contiene el 80% del departamento, según Coprumh.
2. Congreso
Eduardo Casaña, de Libre, presentó una iniciativa para brindar acceso gratuito de internet a los jóvenes en sus casas con la colaboración de las empresas telefónicas.

Asimismo en las áreas rurales del departamento, donde no hay acceso a internet por falta de estructura y poder adquisitivo, aún esperan los fascículos educativos que la Secretaría de Educación ha prometido como herramienta de clases.

Otra de las preocupaciones de la dirigencia es que, recién acaban de terminar el primer semestre educativo, y aún no está claro la metodología de evaluación a implementar.

“Secretaría de Educación nos ha informado que en el país no habrá promoción automática de ningún alumno, pero los estudiantes que no se han podido conectar, ellos no pueden perder el año lectivo. No es culpa de los docentes y familias que no puedan recibir clases, el gobierno es quien debe asignar fondos y crear una estructura funcional con plataformas gratuitas. Gracias al esfuerzo de los docentes es que se ha continuado dando clases”, argumentó Soberani.

Para el Coprumh se puede rescatar el año lectivo si el gobierno reorienta sus políticas presupuestarias, aprobando de forma expedita un fondo para padres y docentes, ampliar posiblemente hasta febrero de 2021 el año educativo con el objetivo de dar los contenidos adecuadamente a jóvenes y niños que han estado intermitentes en su conexión o que no tienen las herramientas.

A muchos docentes se les deben varios meses de salario y también hay retrasos, según Coprumh. “Si no se toman las medidas necesarias, esto será un desastre”, finalizó.

Preocupación

Armando Antúnez Caraccioli, coordinador para San Pedro Sula de la asociación de padres de Cortés, aseguró que la mayoría de familias ya no cuentan con recursos económicos para pagar internet y recargas, una situación agravada por los despidos de muchas cabezas de hogar. “No hay equipo ni internet en las casas.

No hay dinero para comprar computadores, entonces es falso que se brinde clases de calidad de forma digital, el dinero que ingresa es para pagar comida y aguantar en esta crisis. En el Primero de Mayo, donde hay más de 2000 estudiantes, solo un 25% de los padres tiene la capacidad de costear internet y computadoras.

Le damos gracias a los maestros porque están haciendo un esfuerzo sobrehumano, pero la Secretaría de Educación está fallando”, finalizó.

El Movimiento Estudiantil Lenín Dubón, que es la asociación estudiantil más grande de San Pedro Sula, informó que el panorama es crítico porque no hay una plataforma permanente para la educación virtual.

La Prensa