25/11/2022
11:08 PM

Más noticias

En deterioro la calificación de riesgo país en el mercado de bonos

De enero a mayo, la calificación en el Índice de Bonos de Mercados Emergentes pasó de 3.13 puntos a 7.63. Esto obligará al país a pagar una tasa de interés más alta por futuras emisiones.

San Pedro Sula, Honduras

La utilización de $1,000 millones de las reservas internacionales es la opción menos negativa que tiene el Gobierno para mitigar la crisis económica, pues si decidiera emitir nuevos bonos soberanos tendría que pagar una tasa de interés excesivamente alta y endeudar mucho más al país.

El incremento de la tasa de interés sobre nuevos financiamientos se deriva del aumento de la calificación de riesgo país (probabilidades de caer en incumplimiento de pago) en los primeros cinco meses de 2022 dado a las condiciones económicas y financieras precarias.

En junio 2020, el Gobierno anterior captó $600 millones en el mercado financiero internacional al emitir un bono soberano que tenía como objetivo obtener recursos para pagar las deudas de la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (Enee). Honduras logró que los inversionistas compraran el instrumento (a 10 años) a una tasa de interés de 5.625%.

En ese entonces, Honduras gozaba de una calificación de riesgo país de 4.19 puntos en el Índice de Bonos de Mercados Emergentes (Embi, Emerging Markets Bonds Index) de J.P.Morgan Chase. Hoy, a menos de 2 años, la calificación es menos favorable: 7.63 (23 de mayo de 2022), lo cual supone un aumento del 100% de la prima de riesgo.

El Banco Central de Honduras tiene una reserva internacional neta de $8,527 millones.
Claves de las reservas

Invertir reservas en la generación de nuevos ingresosAlejandro Kafati, economista del Cohep, espera que el Gobierno destine una parte de las reservas al pago de la deuda y en la inversión pública para generar nuevos ingresos.

El Gobierno usó $700 millones para pagar deudaEl Gobierno tenía un margen de reservas de entre $1,500 millones y $2,000 millones, pero ya usó $700 millones para pagar deuda, según economistas del Cohep.

En el mercado financiero, la tasa de interés (tasa de rendimiento requerida) de los bonos es constituida por la tasa libre de riesgo, equivalente a la tasa pagada por el emisor del instrumento más seguro (como los bonos del Tesoro de Estados Unidos) más la prima de riesgo, diferencial o recompensa que el inversionista recibe por correr el riesgo.

Wilfredo Díaz, economista hondureño radicado en Costa Rica, considera que “debido a que el riesgo país ha aumentado tanto, como la calificación Embi, Honduras tiene menos opciones para obtener financiamiento. Si coloca un bono soberano de 10 años tendría que pagar una tasa de más del 10%, impagable”.

“En enero de este año tenía mejores opciones de financiamiento, si salía con un bono soberano le iba a costar alrededor de un 5%. Actualmente eso no se puede hacer. Además, Honduras no es candidato para obtener financiamientos blandos, en términos concesionales”, dijo.

En una entrevista telefónica con Diario LA PRENSA, Díaz dijo que “si el Gobierno utiliza una parte de los $1,000 millones de las reservas para pagar deuda, principalmente externa, sería beneficioso, sería viable económicamente y financieramente”.

Díaz explicó que el deterioro de la calificación en el Embi “es culpa de los mensajes contradictorios enviados por el Gobierno al mercado financiero internacional”. “Un día dice un funcionario que el país está en bancarrota, otro día sale otro diciendo que van a reestructurar la deuda, después sale otro hablando de usar las reservas en pago de deuda, otro dice que para los sectores productivos, y así causan incertidumbre”.

Hasta el 12 de mayo, el Banco Central de Honduras (BCH) registraba reservas internacionales netas de $8,527.5 millones. Con esta cantidad cubre 6.2 meses de importación de mercancías. Para el Fondo Monetario Internacional (FMI), el nivel adecuado es de 3 meses.

Comparado con la situación de los países vecinos, Honduras y Guatemala son los únicos que en 2022 poseen un nivel superior de reservas internacionales que superan los parámetros establecidos por diferentes modelos.

Honduras inició 2020 con reservas que cubrían 7.8 meses de importación. Mientras Guatemala, 8.27; el Salvador con 2.45 y Costa Rica con 2.95, de acuerdo con el Consejo Monetario Centroamericano.

Reputación

Economistas dicen que el uso de las reservas afecta “la reputación financiera” del país.

Ismael Zepeda, economista del Foro Social de la Deuda Externa y Desarrollo de Honduras (Fosdeh), le dijo a Diario LA PRENSA que “las reservas internacionales son un instrumento de política monetaria y no son fondos de emergencia” para financiar el gasto público, lo cual puede causar desbalance en la economía.

“La situación de Honduras es muy compleja. El riesgo país ha incrementado y salir al mercado internacional es muy oneroso, muy caro, e internamente hay desconfianza en la banca nacional por ciertas declaraciones y posturas de algunos funcionarios. Las opciones que tiene el Gobierno son tan pocas que difícilmente se pueden encontrar a corto plazo. La Comisión Nacional de Bancos y Seguros se ha enfrentado, que es algo positivo, sobre los sistemas de previsión. Los sistemas de previsión ya no soportan más créditos para el Gobierno. Más allá de lo que pueda dar el FMI en los derechos especiales de giro, algún crédito que pueda dar el BCIE, BID, BM. Esperamos que esos recursos sean destinados a la inversión pública, logrando el efecto multiplicador del gasto, no para gasto corriente y corrupción”, expresó.

El Fosdeh, según Zepeda, insta al Gobierno a rendir información financiera de la administración central, a mostrar un plan de inversión de los recursos que retirará de las reservas internacionales y las cuales deberá reponer de manera íntegra a más tardar el 31 de diciembre.

“No hay claridad de cómo van a utilizar esos recursos más allá de los discursos de algunos funcionarios. No tenemos un documento real del Gobierno. Cuando revisamos los portales de transparencia de la Secretaría de Finanzas no encontramos información sobre el plan de inversión pública. Este Gobierno, hoy por hoy, ha faltado a la transparencia. Por eso hay temor de que sean mal utilizadas las reservas”, dijo.