Los funcionarios mejor pagados de la administración pública hondureña

Contrario a lo que pudiera pensarse, el presidente de la República no es el funcionario con el salario más alto

De las instituciones listadas en el portal del IAIP, únicamente el 3% no informan mensualmente sobre las remuneraciónes a sus empleados.
De las instituciones listadas en el portal del IAIP, únicamente el 3% no informan mensualmente sobre las remuneraciónes a sus empleados. / Foto: Yoseph Amaya

San Pedro Sula, Honduras

El trabajo en la administración pública y en particular en los cargos importantes son muy bien remunerados en Honduras. Esto es especialmente cierto en el caso de quienes ostentan la titularidad de las diferentes instituciones del Estado.

Así tenemos funcionarios que en los niveles más bajos tienen asignados salarios apenas superan la barrera de los 20,000 lempiras mensuales. En el otro extremo del espectro salarial, se ubican los funcionarios cuya remuneración supera los 200,000 lempiras al mes.

Una investigación de LA PRENSA consultó cada una de las planillas de las 127 instituciones listadas en el Portal Único de Transparencia del Instituto de Acceso a la Información Pública (IAIP).

Se revisaron las planillas más recientes publicadas, revisadas entre el 10 y el 13 de febrero recién pasado, en donde algunas instituciones las tenían actualizadas al mes de enero 2020, mientras en otros casos, a diciembre de 2019.

Allí se encuentran los salarios de los funcionarios públicos a diferentes niveles de administración: central, descentralizada y desconcentrada.

Para efectos de este trabajo se omitieron las instituciones ya desaparecidas, como la Dirección Ejecutiva de Ingresos (DEI), el Fondo Vial o Comisión de Alianzas Público Privadas (Coalianza).

También se tomó en cuenta el salario nominal de los funcionarios (que se mantiene constante) y no el salario neto (que incluye las deducciones y por tanto puede variar de un mes a otro).

Tampoco se tomaron en cuenta otros ingresos como en el caso de los aguinaldos.

Los hallazgos

Una revisión de las planillas reveló que el funcionario mejor pagado de la administración pública hondureña es el presidente ejecutivo del Banco Hondureño de la Producción y la Vivienda (Banhprovi), cuyo salario nominal se lista en el orden de los 341,768.67 lempiras (unos 13,850 dólares).

A este le sigue el presidente del Banco Central de Honduras (BCH), cuya remuneración mensual se lista en 235,961 lempiras (alrededor de 9,562 dólares).

Superan también la barrera de los 200,000 lempiras mensuales el titular de la Cuenta Desafío del Milenio con L231,888.78 ($9,397) y el gerente de la Empresa Nacional Portuaria (ENP) con un salario de L214,187.12 ($8,680).

Contrario a lo que se pudiera pensar, el primer ciudadano de la nación, el presidente de la República no figura siquiera entre los diez primeros, sino que, de acuerdo con este análisis, su rango salarial lo ubica en la posición número 17, con un salario nominal de 137,800 lempiras ($5,584, aproximadamente).

Esto significa que el salario del titular del Ejecutivo se ubica por debajo del de sus colegas de los otros Poderes del Estado, donde el presidente del Poder Judicial recibe L173,254 ($7,021), en tanto que el del Legislativo es de L151,911 ($6,156).

Por supuesto, los funcionarios de alto rango tienen acceso a otros ingresos, los que se contabilizan en las llamadas “partidas confidenciales”, las cuales, al quedar protegidas por la Ley de Secretos, no se hacen públicas.

A nivel de gabinete de gobierno, los ministros reciben un salario promedio que supera los 90,000 lempiras mensuales (L90,632). Sin embargo, una dependencia importante que no figura en la lista de instituciones del IAIP es la Secretaría de Educación.

Hay que mencionar que además del salario nominal, algunos funcionarios reciben pagos adicionales en la forma de bonificaciones, gastos de representación y otras prebendas.

Conclusión

En general, la gran mayoría de instituciones listadas el en portal de transparencia (97%) informan mensualmente sobre la remuneración de sus funcionarios, con unas pocas excepciones, entre las que destacan los casos de la Administración Aduanera y la Federación Nacional de Fútbol de Honduras.

Si bien nadie pondría en duda que la labor que desempeñan los funcionarios es importante, no puede evitarse notar la gran diferencia que existe entre la élite gobernante y el trabajador común que gana un salario mínimo que ronda los 9,500 lempiras mensuales por término medio.

Es así que encontramos que, entre los funcionarios mejor pagados, la media salarial se ubica en los 162,433.17 lempiras mensuales, es decir, 17 veces más que el trabajador común promedio.

No es de sorprender entonces por qué son muchos los que se esfuerzan tanto por ingresar a la administración pública y tampoco está de más preguntarse si, en un país como Honduras, se justifican remuneraciones tan espléndidas cuando más del 60% de la población vive por debajo de la línea de pobreza.

La Prensa