25/06/2022
05:35 PM

Más noticias

Obama intercederá ante Trump por los 'dreamers”

El presidente afirmó que ‘le preocupa’ el gobierno de su sucesor y abogará para que no expulse a los jóvenes indocumentados. El magnate ya formó su “equipo” de deportación.

Washington, Estados Unidos.

Más de 700,000 jóvenes indocumentados ven peligrar su ‘sueño americano’ ante las políticas migratorias del presidente electo Donald Trump.

El magnate prometió acabar con el programa DACA, creado por el presidente Barack Obama que protege a miles de dreamers (soñadores), jóvenes traídos a Estados Unidos ilegalmente en su infancia.

Obama salió ayer en defensa de este grupo de indocumentados afirmando que exhortará a su sucesor electo a no poner en peligro el estatus migratorio de los dreamers.

En su última rueda de prensa tras la elección, Obama agregó que “urgirá” a Trump a “pensar larga y duramente antes de poner en peligro el estatus” de esos inmigrantes, a quienes el mandatario consideró estadounidenses “a todos los efectos prácticos” y que están protegidos de la deportación por DACA.

Muchos de estos jóvenes han vivido casi toda su vida en Estados Unidos, algunos solo hablan inglés y hasta ahora carecían de papeles, por lo cual no podían estudiar en la universidad ni trabajar legalmente.

Estudiantes se manifestaron ayer en California y Nueva York contra la retórica antiinmigrante del magnate.
La acción ejecutiva de Obama otorgó a estos “soñadores”, y a sus familias un permiso de trabajo y una prórroga a la deportación, habilitándolos a asistir a la escuela y universidad, graduarse y conseguir empleo.

En una entrevista con CBS, Trump aseguró que expulsará inmediatamente entre 2 y 3 millones de indocumentados con antecedentes criminales o afiliación a organizaciones criminales.

“Deportar a 2 o 3 millones sería una medida radical. La preocupación es de dónde sacará esos 3 millones. No hay evidencias de que hay 2 o 3 millones de indocumentados criminales en Estados Unidos. Me temo que habrá que considerar a personas que cometieron delitos muy leves, o hace mucho tiempo, o incluso infracciones de tránsito”, dijo el abogado Michael Kagan, director de la Clínica de Inmigración de la Universidad de Nevada, en Las Vegas.

En la misma entrevista, el magnate reveló que tomará una “determinación” sobre el futuro de otro tipo de indocumentados que residen y trabajan en el país, incluidos jóvenes protegidos por DACA desde que comenzó a aplicarse en 2012.

LOS ANGELES, CA - NOVEMBER 14: Students from numerous area high schools come together in Mariachi Plaza before continuing their march to City Hall to protest the upset election of Republican Donald Trump over Democrat Hillary Clinton in the race for President of the United States on November 14, 2016 in Los Angeles, California, United States. The mostly Latino youth walked out of class to protest because they are afraid that their families could be split up through mass deportations of millions of immigrants, as promised by Trump during his campaign. David McNew/Getty Images/AFP== FOR NEWSPAPERS, INTERNET, TELCOS & TELEVISION USE ONLY ==



Estos jóvenes fueron traídos aquí por sus padres. No hicieron nada malo. Han ido a la escuela. Han prestado juramento a la bandera. Algunos de ellos se han unido a las Fuerzas Armadas”, dijo Obama a periodistas.

“Y creo realmente que la mayoría de los estadounidenses no quiere ver que súbitamente estos jóvenes tienen que esconderse otra vez”, agregó.

Equipo de deportación

Trump designó en su equipo de transición a Kris Kobach, secretario de estado de Kansas y arquitecto de una draconiana ley aprobada en Arizona en 2010 conocida informalmente como “Papeles por favor”, que permite a las autoridades preguntar a los ciudadanos cuál es su estatus migratorio cuando hay “sospechas” de que son indocumentados. La ley fue imitada por otros estados conservadores.

Otro nuevo integrante del equipo de transición de Trump es el senador Jeff Sessions, feroz opositor de los inmigrantes y que podría ser el nuevo secretario de Defensa o fiscal general.

LOS ANGELES, CA - NOVEMBER 14: Students from numerous area high schools walk out of class to protest march and near City Hall against the upset election of Republican Donald Trump over Democrat Hillary Clinton in the race for President of the United States on November 14, 2016 in Los Angeles, California, United States. The mostly Latino youth walked out of class to protest because they are afraid that their families could be split up through mass deportations of millions of immigrants, as promised by Trump during his campaign. David McNew/Getty Images/AFP== FOR NEWSPAPERS, INTERNET, TELCOS & TELEVISION USE ONLY ==