Manchester, Inglaterra.

Las autoridades británicas se mostraron “furiosas” con EUA después de que varios datos de la investigación del atentado del lunes en el Mánchester Arena fueran filtrados, incluyendo fotos de la bomba utilizada que dejó 22 muertos y 75 heridos, entre ellos varios niños.

La ministra de Interior británica, Amber Rudd, se quejó de que datos compartidos con el Departamento de Seguridad Interior de EUA y con otras agencias de inteligencia fueron filtrados a la prensa estadounidense, incluso antes de que las autoridades en el Reino Unido decidieran divulgarlas.

Poco después de la declaración, el diario The New York Times volvió a publicar una exclusiva difundiendo fotos del lugar del atentado y los restos de la bomba. Las fotos habían sido captadas por la policía de investigaciones y según fuentes del gobierno británico las compartieron con agencias estadounidenses, que fueron quienes filtraron la información.

“Estamos furiosos. Esto es completamente inaceptable”, dijo una fuente del gobierno. “Estas imágenes filtradas desde dentro del sistema estadounidense son una molestia para las víctimas, sus familias y para la opinión pública en general”, agregó.

Imágenes publicadas por The New York Times y que enojaron a Gran Bretaña.
Reclamos

La primera ministra británica, Theresa May, explicó ayer su preocupación por las filtraciones del atentado de Manchester al presidente Donald Trump y ante la cumbre de la OTAN, indicó su portavoz.

Víctimas
Cinco adultos y cinco niños continúan en estado crítico. En total, 32 personas continúan ingresadas: 18 adultos y 14 niños.
“La primera ministra trató sobre el tema de las filtraciones de los servicios de inteligencia con el presidente mientras esperaban a que se tomara la foto de familia”, señaló la vocera de May. “Expresó la visión de que la relación de compartir informaciones de los servicios de inteligencia con EUA es importante y valiosa, pero que la información que compartimos debe estar segura”.

Por su parte, el presidente Trump calificó como “muy preocupantes” las supuestas filtraciones de agencias de inteligencia estadounidenses sobre el atentado de Manchester, y exigió una investigación al respecto.

“Estas filtraciones han sucedido durante largo tiempo y mi gobierno llegará al fondo del asunto”, advirtió Trump.

“Pido al Departamento de Justicia y a otras agencias relevantes que lancen una completa investigación al respecto”, explicó. Para EUA “no hay relación más especial” que la existe entre EUA y Reino Unido, indicó.